Hallan varios fragmentos del meteorito que cayó en los Urales

Un equipo investiga un agujero de unos 8 metros en el hielo del lago Chebarkul Lake en la región rusa de Chelyabinsk. Se cree que el agujero podría haber sido causado por un fragmento de meteorito.
Un equipo investiga un agujero de unos 8 metros en el hielo del lago Chebarkul Lake en la región rusa de  Chelyabinsk. Se cree que el agujero podría haber sido causado por un fragmento de meteorito.
Gtres

Un grupo de científicos rusos ha hallado este fin de semana en el lago Chebarkul, ubicado en el suroeste del país euroasiático, varios fragmentos del meteorito que el pasado viernes cayó sobre la región de los montes Urales.

Viktor Grohovsky, de la Universidad Federal de los Urales, ha confirmado a la agencia de noticias RIA Novosti que la expedición ha encontrado "partículas con naturaleza meteórica" en los alrededores del lago Chebarkul.

"Acabamos de completar el estudio y se trata de una condrita ordinaria", ha explicado, en alusión a los meteoritos no metálicos que no han sufrido procesos de diferenciación de los asteroides de los que proceden.

De acuerdo con la NASA, el meteorito, de unos 15 metros de diámetro, atravesó la atmósfera terrestre a una velocidad mayor a la del sonido y se desintegró en varios pedazos que recorrieron el firmamento incendiados.

Los trozos del meteorito cayeron sobre tres regiones rusas -Chelyabinsk, Sverdlovsk y Tyumen- y sobre Kazajistán, causando un estallido similar al de un misil y un temblor equivalente al de un terremoto, lo que desató el pánico entre la población local.

Los mayores daños se han registrado en la ciudad de Chelyabinsk, donde, según el último balance del Ministerio de Sanidad, hay 1.200 heridos -entre ellos 200 niños-, de los cuales 52 permanecen hospitalizados, 12 en estado grave.

En cuanto a los daños materiales, más de 900 edificios -700 escuelas y 200 hospitales- y 100.000 familias han resultado afectados por la caída del meteorito, de acuerdo con el gobernador de la región rusa, Mijail Yurevich.

Un área de 200.000 metros cuadrados ha acabado cubierta de cristales rotos, aunque ya se ha repuesto un 30 por ciento de los mismos, según el Ministerio de Situaciones de Emergencia, gracias a la labor de más de 24.000 trabajadores.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento