Juan Martínez Camino, portavoz de la Conferencia Episcopal
Juan Martínez Camino, portavoz de la Conferencia Episcopal EFE/ Chema Moya

El secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Juan Antonio Martínez Camino, se ha referido a la decisión del Tribunal Constitucional (TC) de avalar la unión legal entre personas del mismo sexo en su discurso al señalar que el hecho de que "los niños tienen derecho a tener padre y madre con independencia de lo que digan los tribunales".

Martínez Camino, que no ha querido hacer declaraciones a la prensa tras asistir al acto de presentación del "Manual de Bioética para Jóvenes", publicado por la Cátedra de Bioética Jérôme Lejeune, ha afirmado que no es un "invento" de la Iglesia católica que el ser humano merece "un respeto absoluto desde el primer instante de su existencia hasta el último".

No es algo que ha inventado la iglesia católicaEl obispo de Alcalá de Henares, Juan Antonio Reig Pla, también presente en el acto, ha afirmado que el fallo del alto tribunal es "una verdadera agresión" al matrimonio, que él ha considerado que debe ser "entre un hombre y una mujer".

El obispo de Alcalá ha subrayado que la decisión del TC es "un mal servicio para la sociedad española" y que no ha tenido en cuenta "los presupuestos antropológicos que están en la base de lo que es el matrimonio".

"Es una verdadera agresión a lo que es el matrimonio, la unión de un hombre y una mujer", ha destacado Reig Pla, quien ha agregado que custodiar el bien de la familia, en particular el de los niños, y el del matrimonio debería estar en la base de todos los programas políticos en España.

El Tribunal Constitucional falló este martes, por 8 votos a favor y 3 en contra, que la ley del matrimonio homosexual es constitucional, con lo que rechazó el recurso que el PP presentó hace más de siete años contra esta norma que regula las uniones entre personas del mismo sexo.