Los grupos parlamentarios en la Cámara gallega se han pronunciado este martes tras conocerse el anuncio por parte del Gobierno que preside Cristina Fernández de Kirchner de expropiar el 51 por ciento del capital social de YPF, al respecto de lo que sólo el BNG ha mostrado su simpatía, frente a las críticas de los populares y socialistas gallegos por la nacionalización en el país de La Plata.

Así, la portavoz del Grupo Parlamentario del BNG, Ana Pontón, ha considerado que tanto la Xunta como el Gobierno central "deben tomar nota" en lugar de "demonizar" la actuación de la presidenta argentina, ya que con esta actuación se demuestra, ha dicho, que "hay otro tipo de alternativas" a los "dictados del FMI".

En la rueda de prensa posterior a la Xunta de Portavoces, Ana Pontón ha querido remarcar que la decisión del Gobierno argentino es "legítima", ya que es un principio básico que cualquier país "tiene derecho a usar los recursos básicos en beneficio propio", y ante una práctica que consideraba que "dañaba el desarrollo del país".

"Una decisión que en todo caso es legítima, porque los tiempos del colonialismo terminaron y, más bien, algunos piensan que siguen en esa situación", ha remarcado.

Dicho esto, ha considerado que los gobiernos gallego y central no deberían "criminalizar" a un gobierno que "está trabajando al margen de los dictados del FMI", toda vez que, además, es un "gobierno que le permitió salir de una crisis económica" a este país. Así, ha apostado por que "en vez de demonizar, miren".

"gobiernos que no se pliegan"

Por otro lado, Ana Pontón ha significado que "hay otro tipo de alternativas" y que "hay gobiernos que no se pliegan a los intereses privados y que están defendiendo el interés general".

A este respecto, ha reflexionado acerca de que "Rajoy y Feijóo deberían de tomar nota, porque este tipo de decisiones demuestran que se puede usar la política en beneficio de las mayorías sociales". "Y lo grave es que en estos momentos tengamos gobiernos secuestrados como está siendo el gobierno de Rajoy, que en lugar de defender los intereses generales, están defendiendo los intereses de la banca".

Confianza no romperse

Por su parte, el portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Abel Losada, ha considerado que "el respeto al derecho internacional y a las inversiones internacionales es un elemento de confianza que no debería romperse".

Por ello, considera que la situación de Argentina introduce un elemento, más allá de Repsol, que "perjudica los intereses argentinos" en cuanto a las inversiones. En este sentido, ha recordado que Repsol invirtió en YPF con las "bendiciones" del Gobierno argentino porque "necesitaba cash".

En cuanto a si cree que las empresas gallegas tienen que presentar temores o reservas, ha diferenciado la cuestión energética, que está a una escala.

"allegan a países tipo venezuela"

Pedro Puy, portavoz del Grupo Parlamentario Popular, ha lamentado, en la medida en que "hay muchos gallegos" en Argentina, la medida adoptada por el Gobierno de Cristina Fernández, una vía "populista y nacionalista que probablemente ahondará la crisis en el país".

Además, ha advertido de que en un contexto de crisis económica no es una "decisión idónea" adoptar una determinación que hace "perder la palabra", y considera que este tipo de acciones "allegan más a países tipo Venezuela que tipo Brasil".

"Creo que es una lástima para los argentinos, pero respetamos la democracia y la elecciones de sus líderes", ha indicado Pedro Puy, quien además de lamentar el problema para la empresa española en un momento económico delicado, lo ha hecho porque los países tienen una "reputación" y si se rompen "están sujetos a las dudas" del contexto internacional.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.