Rodríguez Zapatero
Rodríguez Zapatero compareció en junio en el Congreso para anunciar que se iniciaban las conversaciones con ETA REUTERS

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció el jueves en el Congreso de los Diputados el comienzo del díalogo con la banda terrorista ETA.

En una declaración institucional ofrecida tras las reuniones del ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, con los distintos portavoces de todos los grupos parlamentarios, Zapatero hizo público su deseo de dar un paso más en la consolidación del proceso de paz "habiendo desaparecido prácticamente la totalidad de las acciones" de ETA.

"El Gobierno va a iniciar el diálogo con ETA", dijo Zapatero después de reiterar que España no pagará ningún precio político para alcanzar la paz.

El presidente del Gobierno garantizó la vigencia de la ley de partidos e hizo un llamamiento a todas las fuerzas políticas -y también a la sociedad vasca- para llegar a un gran acuerdo que ponga fin al conflicto en el País Vasco porque, a su juicio, "si vivimos juntos, decidimos juntos".

Si vivimos juntos, decidimos juntos

Zapatero, que insistió en que la negociación se hará "respetando siempre la memoria de las víctimas", dijo que lo singular de esta situación no es lo que ETA ha dejado de hacer, "sino lo que los demócratas hemos hecho todos estos años".

Además, anunció que a primeros del mes de septiembre, Rubalcaba informará a todos los partidos políticos sobre la situación del proceso.

"En distintos momentos de la democracia hemos tenido espectativas para el fin de la violencia, pero a los gobiernos anteriores no les fue posible; desde aquí mi reconocimiento a sus esfueros. Tenemos una oportunidad y trabajaremos para que eso se pueda consumar", concluyó.

Rajoy dice que no apoyará el diálogo

Tras este anuncio, el líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, dijo que no hay novedades en su partido desde el día que ETA anunció el alto el fuego, por lo que opinó que no debe darse ninguna "negociación política" mientras la banda terrorista no se disuelva.

"Nosotros no podemos prestar nuestro apoyo al proceso que ha abierto el Gobierno", dijo Rajoy.

Será el primer diálogo que se inicie con la banda armada sin que se cuente con el apoyo del principal partido de la oposición.

A favor del diálogo

Por su parte, Pernando Barrena, dirigente de la formación ilegalizada Batasuna, valoró el anuncio de Zapatero al destacar que el Gobierno "se ha comprometido a respetar las decisiones que los ciudadanos vascos adopten libremente".

Entre las fuerzas con representación parlamentaria que también apoyaron el diálogo, sólo el portavoz de IU-ICV, Gaspar Llamazares, criticó que Zapatero no hubiera optado por comparecer ante el pleno del Congreso para que la Cámara votara, si bien apoyó el "fondo" de la decisión adoptada, tal y como hicieron el resto de formaciones políticas, a excepción del PP.

También el presidente francés, Jacques Chirac, quiso expresar la esperanza de que el diálogo que el Gobierno español quiere iniciar lleve a una solución "definitiva" y reafirmó el apoyo constante de Francia a los esfuerzos de España contra el terrorismo.

Esperada decisión del Gobierno

El jefe del Ejecutivo ya avanzó semanas atrás que antes de que concluyese el mes de junio comparecería ante la Cámara Baja para dar cuenta del inicio de las negociaciones.

El pasado 22 de marzo, ETA anunciaba un alto el fuego "permanente", que entró en vigor dos días más tarde, con el objetivo de "impulsar un proceso democrático" en el País Vasco en el que se reconozcan los "derechos" de sus habitantes como pueblo.

En estos tres meses, en los que no se ha producido ningún atentado, sólo han sembrado alguna duda sobre la veracidad del comunicado las supuestas cartas de extorsión enviadas a empresarios vascos, los actos aislados de violencia callejera y algunas intervenciones públicas de los dirigentes de la ilegalizada Batasuna .

→ Declaración institucional de Zapatero (texto íntegro)

Encuesta

¿Es el momento para hablar con ETA?

56,54 % (1646 votos)
No
43,46 % (1265 votos)