Presupuestos 2012: sube el impuesto de sociedades y se modificará el del tabaco

  • Impuesto de sociedades: se elimina la libertad de amortización, que existirá sólo para pymes y en el caso de ampliación de plantilla.
  • Sobre el tabaco: se reduce en dos puntos el impuesto 'ad valorem', que supone un 57% del precio final de la cajetilla.
  • Por otro lado, se incrementa (no se sabe cuánto) el impuesto vinculado con el número de unidades, que está hoy en 12,7 euros por cada 1.000 cigarrillos.
  • El Gobierno presenta los presupuestos generales para 2012.
Paquetes de tabaco en una máquina dispensadora.
Paquetes de tabaco en una máquina dispensadora.

El Estado recaudará 12.314 millones de euros este año con la subida y modificación los impuestos, ha anunciado en rueda de prensa el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

A las subidas avanzadas en diciembre del IRPF, el impuesto sobre los rendimientos del capital y el impuesto sobre bienes inmuebles (IBI), se suman ahora los cambios en el impuesto de sociedades para las grandes empresas y la modificación del impuesto especial sobre el tabaco.

Ambas novedades se incluyen en un decreto ley de medidas tributarias que acompaña al anteproyecto de ley de los presupuestos de 2012.

"No se aumenta el tipo de gravamen", ha subrayado Montoro en referencia al impuestos de sociedades y del tabaco, y ha explicado que sólo se introducen cambios en el sistema de tributación y de deducciones.

Impuesto de sociedades

Para el impuesto de sociedades se elimina la libertad de amortización, que continuará existiendo sólo para pymes y en el caso de ampliación de plantilla.

Asimismo, se elimina la posibilidad de diferir a otros ejercicios los beneficios fiscales y se cambia el sistema de pagos fraccionados, al tiempo que se limita la deducción por gastos financieros al 30 % de esta partida, siempre a partir del millón de euros.

Impuesto sobre el tabaco

El Gobierno reestructurará el sistema de tributación del impuesto sobre las labores del tabaco, actuando sobre los tramos específicos y 'ad valorem' que gravan a los cigarrillos, una medida que permitirá aumentar la recaudación estatal en 150 millones de euros este año. "No hemos subido el impuesto", subrayó el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, donde avanzó que se producirá una redistribución dentro del propio gravamen.

En concreto, se reduce en dos puntos el tipo 'ad valorem', que hasta ahora suponía un 57% sobre el precio final. Por otro lado, se incrementa el tipo específico vinculado con el número de unidades, que está hoy en 12,7 euros por cada 1.000 cigarrillos. Sobre este segundo impuesto se sabe solo que se incrementará.

De este modo, se podrá "mantener el nivel de competencia" en el sector y contribuir a reducir el contrabando, con el objetivo de que sea una "clase a extinguir" y sea "imposible comprar una cajetilla de forma ilegal en España". El ministro consideró que este cambio también reforzará la recaudación del Estado a través de los impuestos especiales. En 2011 la recaudación estatal por los impuestos derivados del tabaco descendió un 2,3%.

Esta modificación había sido solicitada por algunas tabaqueras, como British American Tobacco, mientras que Altadis reclamaba una congelación de la estructura fiscal "al menos" durante dos años, con el propósito de estabilizar el mercado y recuperar la recaudación del Estado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento