La exempresa de Morenés pidió 40 millones al Estado por prohibir las bombas de racimo

  • Instalaza S.A. fabricaba bombas de racimo hasta que España ratificó en 2008 un tratatado internacional que prohibía su uso.
  • Esas bombas de racimo fueron utilizadas por Gadafi contra la población civil.
El ministro de Defensa, Pedro Morenés, a su llegada al Palacio de la Moncloa.
El ministro de Defensa, Pedro Morenés, a su llegada al Palacio de la Moncloa.
J.J.GuillénF / EFE

El nuevo titular de Defensa, Pedro Morenés Eulate, fue consejero y representante de Instalaza, S.A., fabricante de bombas de racimo, que fueron utilizadas por el dictador libio Muamar el Gadafi contra la población civil, según ha publicado The New York Times.

Además mientras ocupaba el cargo de representante, puesto que abandonó un mes antes de las elecciones generales, su empresa reclamó al Gobierno de España una compensación de 40 millones de euros, por haber tenido que dejar de fabricar las bombas de racimo como consecuencia de la ratificación por parte de España de tratado internacional que prohibía su uso, según el diario económico Cinco Días.

Pedro Morenés, es un viejo conocido en el mundo de la Defensa y la Seguridad, y también en el ámbito de la industria, ya que durante los gobiernos de José María Aznar ocupó las secretarías de Estado de Defensa, Seguridad y Política Científica.

Hasta asumir su cartera de Defensa Morenés era el director general para España de la firma de misiles MBDA, cargo que ocupaba desde el pasado año. Con anterioridad, en 2009, fue presidente de Construcciones Navales del Norte. También ha sido presidente de la empresa de seguridad privada Segur Ibérica.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento