Papandreu gana la moción
Yorgos Papandreu aplaude tras ganar la moción de confianza en el Parlamento griego en Atenas. John Kolesidis / Reuters

El Gobierno griego del primer ministro socialista Yorgos Papandreu sobrevivió en la medianoche del viernes a una crucial moción de confianza en el Parlamento de Atenas. Papandreu ha prometido iniciar este sábado las negociaciones sobre la formación de un Gobierno de unidad nacional.

En una votación muy ajustada, el primer ministro recibió 153 votos, mientras que 145 diputados votaron en contra. Dos diputados no acudieron a la votación, que se celebró en abierto y uno por uno.

Tras superar la difícil prueba, Papandreu busca este sábado la formación de un Gobierno de unidad nacional, tal y como adelantó en su discurso previo a la votación. Sin embargo, no está claro si el propio Papandreu formará parte de este nuevo Ejecutivo, que deber tener el respaldo de al menos un partido adicional, aparte del PASOK.

Según la cadena británica BBC, la coalición podría formarse entre el PASOK y los partidos Concentración Popular Ortodoxa (LAOS), con 16 diputados, y la Alianza Democrática (DISI), con otros cuatro.

Moción de confianza superada

Hasta el último momento, el Gobierno no tuvo seguro el triunfo. Si bien los socialistas tienen mayoría en el Parlamento, algunos de sus diputados habían anunciado que iban a votar en contra. Al final, han conseguido que todos los parlamentarios de Movimiento Socialista Panhelénico (PASOK) votaran a favor.

La moción la había planteado el mismo Papandreu en su afán de reforzar las acciones de su Gobierno, sobre todo los duros recortes que está llevando a cabo, ante sus electores. Pero las cosas se complicaron tras la aprobación el pasado 26 de octubre del plan de rescate de la UE.

El plan incluye una quita del 50% de la deuda griega, concedida a condición de que Grecia cumpliera con su programa de ajustes, que han provocado varias huelgas generales, ataques desde la oposición y la rebeldía de varios de sus diputados. Además, Papandreu desató una tormenta en los mercados al anunciar que sometería a referéndum la aplicación de ese plan de rescate. Un proyecto que al final ha sido retirado.

Unos comicios serían "catastróficos"

En su intervención ante los diputados también rechazó un adelanto electoral, que provocaría el "descarrilamiento" de los acuerdos alcanzados con la UE. "El acuerdo nos da una gran oportunidad. Tal vez la última".

"Esos acuerdos no se pueden ir a la basura", señaló Papandreu. "Deben ser aplicados en los próximos meses".

Papandréu consideró que unos comicios en estos momentos serían "catastróficos". Antes de celebrar elecciones, Grecia necesita lo que el primer ministro calificó como un "gobierno fuerte".

No me importa si soy elegido. Ha llegado el momento para un nuevo esfuerzo Una vez que la situación se haya estabilizado, entonces se pueden convocar los comicios, agregó.

"No me importa si soy elegido. Ha llegado el momento para un nuevo esfuerzo, con buena voluntad", ha manifestado Papandreu, que durante su discurso pasó revista a su carrera política de 30 años.