La coalición PSM-IV-ExM ha denunciado este miércoles el cierre de los Casals de Joves de la zona Nord y Ponent y aseguran que unos 18.600 usuarios de 16 a 30 años se han quedado sin oferta de actividades. Así, han señalado que estos Casals son "de interés general" por su "integración social en los barrios", por lo que su cierre es una "irresponsabilidad".

Además, desde la coalición han asegurado que estos dos casals han llevado a cabo tareas "primordiales" en cuestiones de salud y prevención a través de actividades educativas, según ha informado a través de un comunicado.

En este sentido, PSM-IV-ExM ha apuntado que no es "coherente" la decisión que ha tomado la regiduria de Juventud de derivar las actividades a otros casals, ya que creen que la asistencia "disminuirá" a causa de la falta de proximidad.

Por último, la coalición de izquierdas ha acusado al Partido Popular de "contradecir" sus promesas electorales, en las que los actuales gobernantes hacían referencia a la creación de "espacios de dinamización juvenil".