Este es el llamativo motivo por el que un hombre lleva más de 50 años con su brazo derecho en alto

Amar Bharati en una foto de archivo.
Amar Bharati en una foto de archivo.
Eric LAFFORGUE / GETTY IMAGENES
Amar Bharati en una foto de archivo.

De acuerdo a la religión hindú, la vida se divide en cuatro etapas. La primera de ellas, en la infancia, es la etapa del estudio; tras ella, la de la paternidad; la peregrinación; y la de la búsqueda de la iluminación. Así, según se indica, los monjes sandhus deciden acercase a la vida plena desde la penitencia y la austeridad. Un pensamiento que Amar Bharanti lleva siguiendo ya 50 años. 

Todo comenzó cuando, en 1973, el hombre de procedencia india decidiera dejar todo atrás. Tras haber trabajado en un banco y ser padre de familia, descubrió que su vida no le daba plenitud. Por eso, sin dudarlo dos veces, decidió hacerse monje. 

Para ello, hizo un boto de penitencia en honor al dios Shiva y en pro de la paz mundial. Así comenzó a mantener su brazo derecho en alto con la promesa de no bajarlo jamás. Debido a esto, durante los primeros años sufrió fuertes dolores, pero con el tiempo, perdió la movilidad y se paralizó. 

Ahora, tras más de media vida en esa dura postura, sufre una atrofia irreversible, por lo que ya no es capaz ni de sentirlo. Como así ha explicado, los cartílagos de su hombro y codo se han secado, por lo que es imposible cambiar de postura. Aunque eso a él no le importa. 

"No pido mucho. ¿Por qué luchamos entre nosotros? ¿Por qué hay tanto odio y enemistad? Quiero que todos los indios vivan en paz. Quiero que todo el mundo viva en paz", ha explicado en varias ocasiones. Su intención es férrea y nada ni nadie podrá cambiarle de opinión. 

Colaboradora '20minutos'

Graduada en Periodismo máster en Documental y reportaje periodísitico transmedia por la Universidad Carlos III de Madrid. Especializada en cultura y apasionada por el manga, los videojuegos y la literatura.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento