Almagro
Nicolás Almagro, tras vencer al alemán Tobias Kamke que se retiró por lesión en el partido de la primera ronda del Open de Tenis de Madrid. EFE/Juan Carlos Hidalgo

El holandés Thiemo De Bakker, verdugo del serbio Viktor Troicki (cabeza de serie número 6), ha protagonizado este jueves la sorpresa de la cuarta jornada del torneo de tenis de Bastad (Suecia), donde se ha paseado el checo Tomas Berdych y habrá con seguridad un semifinalista español tras los triunfos de Fernando Verdasco (octavo cabeza de serie) y Nicolás Almagro (segundo ).

Almagro ganó este torneo en 2011 y alcanzó la final dos veces más: en 2007 y en 2012

De Bakker, el jugador 104 del mundo,  se clasificó para los cuartos de final del torneo sueco al imponerse a Troicki por 6-4. 4-6 y 7-6 (6) en un partido que duró dos horas y veinte minutos y donde el holandés superó tres bolas de encuentro de su rival e hizo efectiva la primera de que dispuso. Así, Troicki en la tercera manga tuvo una bola de partido en el duodécimo juego (sobre saque del rival) y dos en el decisivo decimotercer juego, con 6 a 4 y saque a su favor. No supo materializar ninguna y lo pagó muy caro, pues De Bakker remontó del adverso 4 a 6 al definitivo 8 a 6, y sobre servicio rival. Es el primer triunfo del holandés sobre Troicki, quien se había impuesto en los dos precedentes enfrentamientos entre ambos.

El rival del holandés será el gran favorito del torneo, el checo Berdych, que no dio opción al argentino Martin Alund, al que se impuso por 6-3 y 6-0. Berdych (número 6 de la ATP) necesitó de setenta y cuatro minutos para derrotar a un Alund fallón con su saque (cuatro dobles faltas y ningún punto directo) que sólo plantó cara en la recta inicial de la contienda. Eso sí, el suramericano logró romper en dos ocasiones en la primera manga el saque del checo, que se paseó en la segunda.

Los dos partidos restantes de la jornada vieron "color" español. Primero, Verdasco, número 35 del mundo y reciente cuarto finalista sobre la hierba de Wimbledon, se impuso al alemán Jan-Lennard Struff, por 6-1 y 7-5; mientras que Almagro hizo suyo el duelo hispano del día ante Guillermo García-López, al que se impuso por 3-6, 6-1 y 6-1,

Verdasco apenas tuvo problemas en el primer set (6-1) para imponerse a un Struff ubicado en la posición 109 de la ATP y con el que no se había enfrentado hasta ahora. La segunda manga (7-5), en cambio, resultó muy igualada, especialmente por bajar Verdasco su efectividad con el servicio (43 por ciento de primer saque). Ambos jugadores se rompieron en una ocasión el saque en los juegos iniciales, haciendo presagiar que la manga se tuviese que decidir en un definitivo decimotercer juego. Lo evitó el español con una nueva rotura del servicio del alemán en la recta final, haciéndose con el partido.

Almagro y García López protagonizaron un duelo con incio favorable al segundo de ellos. El murciano cedió la primera manga sufriendo una rotura en el segundo juego, que ya le llevó a remolque hasta la sentencia del set. A partir de ahí, todo cambió. Sólo estuvo sobre la pista Almagro, que barrió fácilmente al nacido en La Roda (Albacete), permitiéndole hacer sólo con dos juegos en los dos últimos sets, desaprovechando en el último de ellos García-López siete bolas de rotura del saque de Almagro. Con ello, Almagro iguala su particular con García-López, que le aventajaba con dos victorias a una en duelos personales.

Los otros dos cuartos de final, ya definidos desde el miércoles, tendrá los siguientes duelos: Albert Ramos (ESP)-Carlos Berloq (ARG), Grigor Dimitrov (BUL, 5)-Juan Mónaco (ARG, 3)