El secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, se ha mostrado optimista sobre los resultados de los deportistas españoles en los próximos Juegos Olímpicos de Pekín 2008 augurando "entre 21 y 23 medallas" y con el deseo de liderar el medallero "en los deportes de equipo".

"Se está haciendo un trabajo magnífico con el Comité Olímpico Español (COE) y las federaciones y puede ser posible que se mantenga la ambición que solicitábamos a la vuelta de Atenas", comentó Lissavetzky.

Tiene esperanza con Raúl

También se mostró optimista al confesar su esperanza de que el capitán del Real Madrid Raúl González dispute la final de la próxima Eurocopa con la selección española, pese a que el 'siete' lleva más de un año sin ser convocado por el seleccionador nacional, Luis Aragonés, y siempre que España cierre próximamente su clasificación para la cita de Austria y Suiza en 2008.

Lissavetzky reivindicó de manera informal la presencia del delantero en la selección española, sabido y manifiesto su "pasado madridista". "Todos llevamos dentro un seleccionador. No oculto mi pasado madridista, aunque ahora voy con los equipos españoles, pero es una predicción para mayo o junio, Raúl posiblemente esté en la final de la Eurocopa", apuntó.