Michael Schumacher
El piloto alemán Michael Schumacher, con el uniforme de Ferrari en una imagen de archivo. ARCHIVO

Con todas las reservas del mundo en asuntos médicos como este, las primeras noticias acerca del tratamiento experimental al que se ha sometido Michael Schumacher son esperanzadoras. Según una enfermera de la unidad de cardiología del Hospital George Pompidou de París en declaraciones a Le Parisien, el heptacampeón está despierto.

"Está en mi área y te aseguro que está consciente", ha señalado esta mujer, cuyo anonimato se ha preservado dado el nivel de secretismo que rodea al hospital. De hecho, a petición de la familia, el centro médico se ha convertido en un verdadero fortín de miembros de seguridad, que tratan de evitar cualquier contacto con la prensa.

El heptacampeón ha recibido la visita de varios miembros de la Fórmula 1 y viejos amigos. Uno de ellos fue Jean Todt, presidente de la FIA y exjefe de Ferrari en la época de gloria del 'kaiser' con la Scuderia. Aprovechando su presencia en Chartres para el funeral por Anthoine Hubert, Todt fue a visitar a su expupilo a media tarde de este martes y estuvo unos 45 minutos allí.

Aún no se conoce el tiempo que pasará Schumacher ingresado en el hospital, si bien las primeras horas las ha pasado sin mayores complicaciones. El profesor Philippe Ménasché, de 69 años, es quien dirige el tratamiento del expiloto de Fórmula 1. Pionero en el uso de terapia con células madre, dirige el departamento de cirugía cardiovascular del George Pompidou.