Kaká, arrodillado
El delantero brasileño Kaká agradece a Dios su victoria (REUTERS). KAI PFAFFENBACH / REUTER

El sueño del presidente del Real Madrid, Ramón Calderón, es fichar al futbolista del Milan Kaká. Ha intentado contratarlo las dos últimas temporadas y ahora sabemos una de las razones por las que no lo ha conseguido: el brasileño es el jugador que más cobra en el Calcio (la liga italiana), con un salario neto de 6 millones de euros anuales.

En el segundo escalafón se encuentra el centrocampista del Roma Totti, quien ingresa en su cuenta bancario 5,46 millones cada año. Totti es con gran diferencia el que más percibe en el Roma, pues en la segunda posición romanista está el francés Mexes, con 2,5 millones de euros netos; siendo tercero el recién llegado brasileño ex madridista Cicinho, con 1,9 millones de euros netos.

La tercera posición de mayores ganancias en jugadores la ocupan los interistas Patrick Vieira, Adriano e Ibrahimovic, con 5 millones de euros netos para cada uno de ellos.

El club de los cuatro millones y el once de los más ricos

Siguen, Alessandro Del Piero (Juventus), con 4,8 millones de euros netos; David Trezeguet (Juventus), con 4,5 millones de euros netos; y un amplio club de los 4 millones de euros netos integrado por los milanistas Dida, Kaladze, Nesta, Gattuso, Seedorf, Pirlo, Filippo Inzaghi y Ronaldo y el interista Walter Samuel.

El once inicial de los millonarios sería: Buffon (5 millones netos); Kaladze (4), Nesta (4), Samuel (4), Chivu (3,5); Vieira (5), Pirlo (4), Seedorf o Gattuso (4); Totti (5,46), Kaká (6), Ibrahimovic o Adriano (5).

Los más "pobres"

Los pobres de la Serie A son dos jugadores del Catania: el centrocampista italiano Marco Mancosu y el joven meta esloveno Jan Kopriev, con 0,04 millones de euros netos cada uno.

Curiosamente, no alcanzan siquiera el millón de euros neto anuales ninguno de los jugadores del Nápoles, Catania, Lazio (rival del Real Madrid en la Liga de Campeones de Europa), Udinese, Reggina, Empoli, Siena y Cagliari.