Velocidad y dopaje: demasiados nombres ilustres implicados

  • Tyson Gay y Asafa Powell, además de otros cuatro atletas jamaicanos, dieron positivo en sendos controles antidopaje, según se dio a conocer este domingo.
  • Ben Johnson, Linford Christie, Marion Jones, Tim Montgomery, Justin Gatlin y Dwain Chambers, estrellas de la velocidad que dieron positivo en su momento.
Ben Johnson, Marion Jones, Justin Gatlin y Tim Montgomery.
Ben Johnson, Marion Jones, Justin Gatlin y Tim Montgomery.
EFE

El domingo será recordado como una jornada negra en el atletismo. Es el día en el que se conoció que dos de los hombres más rápidos del mundo, Tyson Gay y Asafa Powell, además de otros cuatro atletas jamaicanos, dieron positivo en sendos controles antidopaje. La sombra de la mentira se vuelve a ceñir sobre el deporte y, en este caso concreto, sobre las pruebas de velocidad.

Dos de los pocos velocistas capaces de inquietar al eterno Usain Bolt usaron sustancias prohibidas y recuerdan otros casos de dopaje ya para la historia de las pruebas de velocidad. Muchos nombres ilustres, demasiados, que hacen dudar especialmente de la prueba reina del atletismo, los 100 metros lisos:

- Ben Johnson. En una legendaria final de los 100 metros, doblegó a Carl Lewis en los Juegos Olímpicos de Seúl 1988, batiendo además el récord del mundo. Sin embargo, apenas unos días después Ben Johnson dio positivo por un esteroide anabolizante. El oro le fue arrebatado y en 1993 fue suspendido de por vida.

- Linford Christie. La descalificación de Ben Johnson le dio la medalla de plata en esos Juegos de Seúl, y cuatro años después logró el oro en los 100 metros en Barcelona '92. Pero el velocista británico fue acusado de dopaje en 1999, fue suspendido y acabó su carrera.

- Marion Jones. La reina del atletismo logró cinco medallas en los Juegos Olímpicos de Sydney 2000, tres de ellas de oro. Envuelta en el escándalo de los laboratorios BALCO, acabó confesando su dopaje siete años después y fue desposeída de sus preseas y de los premios económicos derivados de sus éxitos gracias a las sustancias prohibidas que consumió.

- Tim Montgomery. El que fuera pareja de Marion Jones fue, como ella, implicado en el escándalo de los laboratorios BALCO. Recordman de los 100 metros entre 2002 y 2005, tras ser condenado por dopaje en 2005 le fueron arrebatadas todas las marcas y todos los éxitos logrados desde 2001.

- Justin Gatlin. Oro en Atenas 2004 y récordman del mundo en 2006, Justin Gatlin dio positivo ese mismo año y condenado a ocho años por reincidente. Posteriormente se redujo su sanción y ahora corre y planta cara al mismísimo Bolt, como demostró en Roma hace unas semanas.

- Dwain Chambers. Otra de las estrellas de la velocidad de principios de siglo que fue pillada por consumir sustancias prohibidas. Fue sancionado en 2003, desposeído de su título de campeón del mundo obtenido ese mismo año.

Steve Mullings. El velocista jamaicano fue de los reincidentes. Dio positivo en 2004, condenado a dos años, y volvió a ser pillado en 2011, siendo ya condenado de por vida.

España no se libra

A nivel nacional, nunca ha habido grandes estrellas en pruebas de velocidad pura, pero sí que ha habido ilustres atletas españoles que dieron positivo cuando estaban en el auge de sus carreras:

- Alberto García. El 'africano de Vallecas' era el único corredor de raza blanca capaz de plantar cara al poderío de los mediofondistas africanos en los 3.000 y 5.000 metros. Sin embargo, en 2003 dio positivo por EPO, sancionado dos años y jamás volvió a ser ni una sombra del que fue.

- Paquillo Fernández. El marchador español, triple subcampeón del mundo en 20 kilómetros, plata en Atenas y dos oros en Europeos, fue sancionado en 2010 a dos años por posesión de productos dopantes en su domicilio, como el mismo atleta reconoció, dentro del marco de la Operación Grial.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento