La surrealista decisión de Boban Marjanovic: falla intencionadamente un tiro libre... ¡para que la afición rival gane comida rápida gratis!

Boban Marjanovic, pívot de los Houston Rockets.
Boban Marjanovic, pívot de los Houston Rockets.
LAPRESSE
Boban Marjanovic, pívot de los Houston Rockets.

Durante el encuentro de este domingo entre Los Angeles Clippers  y Houston Rockets se vivió un surrealista momento que arrancó la sonrisa de los seguidores de la franquicia angelina, a pesar de que terminaron perdiendo el duelo 105-116.

El gran responsable de lo ocurrido fue Boban Marjanovic. El pívot de 2,24 metros de los Houston Rockets falló intencionadamente un tiro libre para que los aficionados del equipo rival ganasen comida rápida, más concretamente un sándwich de pollo.

Marjanovic quiso dar una alegría a los fans de los Clippers aprovechando que en sus partidos siempre hay una promoción por la que si el equipo rival falla dos tiros libres seguidos en el último cuarto los aficionados ganan un sándwich Chick-fil-A de pollo gratis.

Tras fallar un tiro libre, Marjanovic hizo caso a los aficionados de los Clippers para que ganaran el sándwich de pollo gratis. Erró su segundo tiro libre consecutivo y se convirtió así en el gigante del pueblo. "Boban es un niño grande", afirmó Dan Craig, entrenador asistente de los Rockets.

Boban Marjanovic no solo provocó risas y felicidad entre los seguidores de los Clippers, también a sus propios compañeros, cuando Xavier Moon, base de los Clippers de 1,84 metros, le ganó un salto entre dos, a pesar de sus 2,24 metros.

20minutos.es líder en los diarios más leídos en internet. Consulta las últimas noticias en el diario gratuito de referencia en España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento