México roza la heroica, pero muere a la orilla de octavos

Arabia Saudí - México
Arabia Saudí - México
EFE

Las selecciones de México y de Arabia Saudí se despidieron este miércoles del Mundial de Qatar, un adiós más duro seguramente para el 'Tri', que pese a imponerse por 1-2, se quedó a un gol de lograr un billete a los octavos de final que fue para Polonia.

El combinado azteca no pudo acudir puntual a su cita con los primeros cruces. Tras superar la fase de grupos en sus últimas siete participaciones, esta vez pagó caro sus flojas prestaciones en sus dos primeros encuentros y aunque firmó un gran partido ante los 'Halcones Verdes', finalmente no le alcanzó para estar con los 16 mejores. Los de Gerardo Martino tuvieron muchas, y buenas, ocasiones, sobre todo tras ponerse 0-2 al inicio de la segunda parte, pero al final se ahogaron en la orilla ante un rival que no presentó la batalla esperada.

Fue un partido trepidante. México se olvidó de las precauciones tomadas y de su fútbol discreto en sus dos anteriores partidos y con un once retocado respecto a la derrota ante Argentina y, sobre todo, mucha intensidad, salió decidido a por el partido ante un rival que acusó algo los nervios y que aunque lo intentó, se fue desinflando poco a poco.

El 'Tri' avisó rápidamente de sus intenciones y de su mejoría ofensiva. Vega, tras un gran pase del 'Chucky' Lozano, se plantó ante Al Owais, pero no pudo superar en el mano a mano al rápido guardameta saudí. Los 'Halcones Verdes' supieron replicar por medio de Kanno, sobre todo con un lanzamiento de falta de Kanno.

Pero a partir de ahí, el combinado del 'Tata' Martino impuso su necesidad y se hizo con el control del choque, aunque le faltó más acierto y temple en los metros finales. Orbelín Pineda, una de las novedades, tuvo las dos mejores opciones, mientras que los de Hervé Renard sufrieron y sin ni siquiera salir a la contra.

Pese a ello, en el tramo final, pudieron pisar más el área del 'Memo' Ochoa y Al Hassan gozó de una buena ocasión con un cabezazo que se fue cera de la portería mexicana. Al descanso, empate sin goles, al igual que en el Argentina-Polonia, lo que mantenía a ambos con vida.

Pero todo cambió tras el paso por los vestuarios y en los dos partidos llegaron los goles. Argentina marcó en el 46 y casi al instante, México entró de lleno en la pelea por estar en los octavos. Henry Martin remachó a la red una prolongación de espuela de César Montes.

Poco después, Luis Chávez firmaba uno de los goles de este Mundial, con un sensacional lanzamiento de falta con la zurda ante el que Al Owais no pudo hacer nada y que prácticamente enterraba las opciones saudíes y aumentaba las del 'Tri', que se lanzó con todo a por el tercero que le permitiese superar a Polonia, que encajaba también el segundo.

La selección mexicana desató un huracán de juego y rozó en varias ocasiones el 3-0 que evitase entonces que fuese eliminado por el mejor 'juego limpio' de Polonia. El 'Chucky', Martin, otra gran falta de Chávez con mejor respuesta de Al Owais, Pineda y una muy clara de Raúl Jiménez, última 'bala' de Martino, no encontraron la portería.

El drama y la tensión empezaron a atenazar las piernas de México porque el tiempo comenzaba a ir ya muy rápido y en su contra. Arabia Saudí no oponía demasiada resistencia y dejaba espacios. Lozano, en otra falta, y una internada de Kevin Álvarez que no encontró rematador fueron sus mejores opciones antes del jarro de agua fría del gol de Al Dawsari en el minuto 95 ante el que no pudo reaccionar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento