Neymar, tras su expulsión y bronca con Álvaro González: "Sólo me arrepiento de no haberle dado en la cara a ese bobo"

Neymar protesta una acción al árbitro
Neymar protesta una acción al árbitro
EFE

El regreso de Neymar a la competición tras haber superado el coronavirus se produjo en un partido que acabó con cinco expulsados, él incluido, y una gran bronca en el campo.

Entre los motivos de este lío, que se culminó con la segunda derrota del PSG, estuvo el enganchón del brasileño con Álvaro González en el campo. Una de las imágenes del partido fue el escupitajo que le pegó Neymar al español, algo muy peligroso en el contexto de la pandemia y más cuando él ha pasado la enfermedad.

Tras esta reacción hay un motivo: según Neymar, González le llamó "mono hijo de puta". Lo ha explicado en twitter, en dos mensajes muy claros. "Sólo me arrepiento de no haberle dado en la cara a ese bobo", afirmó nada más acabar el encuentro y luego añadió su versión: "Que el VAR capte mi "agresión" es fácil, pero ahora quiero ver la imagen de este racista llamándome "mono hijo de puta". ¡Eso quiero ver!"

Neymar se arriesga ahora a una grave sanción, no sólo por la expulsión, sino porque se marchó del campo aplaudiendo al árbitro (lo que puede ser considerado menosprecio) y por las palabras posteriores hacia González.

González responde

La respuesta del exfutbolista del Espanyol no se hizo esperar. Con una foto junto a sus compañeros negros del Olympique de Marsella, replicó a Neymar que debía aprender a asumir mejor las derrotas.

"No existe lugar para el racismo. Carrera limpia y con muchos compañeros y amigos en el día a día. A veces hay que aprender a perder y asumirlo en el campo", escribió.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento