Pues a mí me divierte

La verdad es que todo ese lío que ha montado el consejero PAC (Pedro Alberto Cruz) me resulta divertido. Comprendo que los periodistas que han acudido a la rueda de prensa de presentación de la nueva falsa-campaña se sientan estafados, pero también me divierte que haya un cargo público que nos pone la salsa en la rutina diaria inventándose ideas peregrinas.

La verdad es que este PAC no sabe ya que maquinar para epatar al público. Cuando no es una "obra de arte" de cascotes, es un tango en un museo, o es una prohibición para que actúe un Leo Bassi previamente contratado. Ya digo, una juerga de consejero.

Lo único que me inquieta es que las cifras de la campaña sean las que se están barajando, tres millones de euros, porque entonces la diversión se me trastoca en monstruoso enojo. Con las ideas juegue usted señor PAC todo lo que quiera, con nuestro dinero...ya está bien de que jueguen todos.