Mirka

Sinopsis

Un niño de 10 años llama a la puerta de una granja situada al pie de la montaña, en el límite del mundo habitado. Allí viven dos mujeres solas: Elena, una joven de 22 años y su abuela Kalsan. El niño llega a ese remoto lugar a cuestas tan solo con su mochila en la que lleva un trozo de tela que el pequeño Mirka enseña a las dos mujeres. La abuela Kalsan parece reconocer la tela bordada por sus propias manos y que había servido para envolver al hijo de su nieta Elena, nacido de una violación sufrida a los 14 años, por unos soldados durante la guerra civil que dividió al país en dos, separando para siempre a familias y amigos, luchando un pueblo contra otro. Es el hijo de la humillación y de la guerra que la abuela había dado a otra familia. El regreso del niño, con evidentes diferencias raciales, hace surgir el recuerdo de la guerra y la violencia, atrayendo así sobre ambas mujeres la hostilidad y el odio de la gente del pueblo. Para Elena el retorno del niño supone la reaparición de los viejos fantasmas del pasado, mientras que Mirka intentará comprender a su madre, que se encuentra dividida entre la necesidad de querer darle todo su amor maternal, del que se había visto privado desde que nació, o renegar de él.