Ayudas a medias

¡Qué bonita es Venecia! Gracias a Iberia estuve 36 horas tirada en su aeropuerto porque cancelaron mi vuelo (IB 4675), falté un día al trabajo y, la primera vez que nos decidimos a dejar sólo un fin de semana a los niños, estuve al final cuatro días sin verlos.
Si volar en avión no me agradaba, en vez de un sólo vuelo de hora y media, tuve que coger dos aviones, hacer escala en Frankfurt y volar más de cuatro horas para regresar a mi casa con turbulencias incluidas y sin maleta. Pero, ¡qué mala suerte!, experimentamos tan agradable odisea el día 30 de julio y las medidas para ayudar a los afectados son para los días 28 y 29.

¿Hasta cuándo dejaremos de ser un país con soluciones a medias? Si el día 30 la situación todavía no era normal, ¿qué culpa tenemos los afectados? ¿No tenemos derecho a indemnización?