Versión impresa

Después de siete meses, el Papa mantiene a sus ayudantes en vilo

Después de siete meses, el Papa mantiene a sus ayudantes en vilo
Reuters (Reuters)
Ampliar
CIUDAD DEL VATICANO (Reuters) - De puertas para fuera, el Papa Benedicto XVI aparece como una figura pública como su predecesor Juan Pablo II, besando a bebés, estrechando manos y congregando a grandes multitudes.

Pero de puertas para adentro, quizás es el pontífice más reservado en casi medio siglo.

Casi siete meses después de su elección, Benedicto XVI, de 78 años, todavía no ha mostrado realmente sus cartas. El Papa alemán mantiene en vilo incluso a algunos de sus colaboradores más cercanos acerca de las decisiones que podría tomar.

El Papa público reluce cada miércoles en la Plaza de San Pedro. La gente corea su nombre y se muestra animada a su paso. Él cruza las manos por encima de la cabeza en señal de victoria.

Según las estadísticas del Vaticano, Benedicto XVI atrae a sus audiencias generales y bendiciones del domingo al doble de personas que Juan Pablo II en el mismo periodo de 2004.

Sin embargo, el Papa en la intimidad, según varios prelados bien situados en el Vaticano que hablaron bajo la condición de anonimato, es otro tema.

'El estilo dentro del Vaticano ahora es totalmente diferente', dijo un monseñor. 'Nos mantiene a muchos intrigados'.

Juan Pablo II invitaba a visitantes a su misa privada cada mañana temprano y después, en el desayuno, les involucraba en los asuntos a los que se enfrenta la Iglesia y el mundo.

Antes del deterioro de su salud, las cenas de Juan Pablo II fueron legendarias por su intercambio cultural y animadas bromas intelectuales.

Al contrario, Benedicto XVI recibe a muy pocos visitantes en sus apartamentos privados aparte de su personal más cercano. Así que raramente se filtra alguna pista de lo que pasa por su mente o de las decisiones inminentes.

Tan reservado como lo fue antes de su elección, pasa mucho de su tiempo libre leyendo por la tarde, y ocasionalmente se relaja tocando el piano.

Las fuentes dicen que cuando los cardenales y otros dirigentes de los departamentos del Vaticano le visitan, la conversación suele ser un monólogo.

'Todo el mundo dice que escucha con cautela. Escucha, escucha y escucha, pero no habla mucho', dijo un prelado que posee una destacada posición en el Vaticano.

'Puedo asegurarle que no sólo no sabemos nada, sabemos menos que nada', dijo.

/Por Philip Pullella/

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/64176/0/RELIGION/PAPA/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios