Dos cabras comiendo hielo, nuevas estrellas de Internet