Este viernes, entre gritos, expresiones de asombro y aplausos, la compañía de videojuegos Square Enix ha presentado ante sus emocionados fans Shadowbringers, la tercera expansión del galardonado título multijugador masivo en línea Final Fantasy XIV, que ya cuenta con más de catorce millones de jugadores registrados.

Este nuevo capítulo, cuyo lanzamiento está previsto para principios del verano de 2019, hará vivir nuevas aventuras a los jugadores, que se enfrentarán a las amenazas que asolan el reino para abandonar la senda de la luz y convertirse en Guerreros de la Oscuridad.

El evento celebrado en Las Vegas comenzó con un espectacular tráiler de presentación. Después, el productor y director Naoki Yoshida fue desgranando muchas de las características que tendrá esta aventura.

La nueva expansión traerá muchas novedades, como una nueva raza jugable (que no se ha revelado, aunque han dado pistas claras sobre ella), nuevos trabajos, un nivel máximo más alto (de 70 pasará a 80), extensas regiones y cambios en el sistema de combate, así como nuevo contenido para los sistemas de combate, creación y recolección.

Además, Shadowbringers introducirá diversos sistemas nuevos:

- Sistema de PNJ de confianza: los jugadores podrán luchar junto a los PNJ con los que tengan confianza.

- Nueva partida +: esta función permite a los jugadores volver a jugar las historias principales de FINAL FANTASY XIV.

- Sistema de viajes por el mundo: los jugadores podrán viajar a otros servidores del mismo centro de datos e interactuar con más gente que nunca.

Yoshida también se reservaba otra sorpresa: la incorporación del mago azul a Final Fantasy XIV, que llegará con el lanzamiento del parche 4.5 y estará disponible para todos los jugadores que tengan A Real Reborn, hayan alcanzado el nivel 50 como discípulos de guerra o magia y hayan completado la historia principal 2.0.

Se desvelará más información sobre Shadowbringers en el Fan Festival de París (2 y 3 de febrero de 2019), así como en el de Tokio (23 y 24 de marzo de 2019).