Manos y pies llenos de ampollas y picor: estos son los factores de riesgo de la dishidrosis

El eccema dishidrótico aparece en brotes creando unas pequeñas ampollas o vesículas llenas de líquido a nivel palmar y plantar. Aunque no hay una causa exacta, este tipo de dermatitis parece tener su aparición en momentos húmedos, como la llegada del frío gélido o el sudor en verano, provocando dolor y picazón.

El eccema dishidrosis aparece también alrededor de los dedos con efecto rojizo.
El eccema dishidrosis aparece también alrededor de los dedos con efecto rojizo.
Getty Images
El eccema dishidrosis aparece también alrededor de los dedos con efecto rojizo.

El eccema dishidrótico, también conocido como dermatitis dishidrótica o ponfólix, es una forma específica de eccema que afecta las manos y los pies, causando ampollas y prurito intenso y desaparece por sí solo tras tres o cuatro semanas. Aunque su origen exacto sigue siendo un misterio para muchos, parecer ser común entre las personas que lo sufren que aparezca en brotes en momentos estacionales concretos. Así pues, cuando en España llega el frío húmedo y las lluvias, estas vesículas que pican aparecen, al igual que lo hace en verano con el sudor palmar y plantar. 

Pese a lo escandaloso que puede ser a veces su aparición o picado, la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV) explica que este tipo de dermatitis no es contagiosa. Además, esta dermatitis es conocida sobre todo por ser uno de los eccemas que aparece más frecuentemente en la infancia, también es muy común en la población adulta. Lo que sí han identificado los estudios de expertos médicos es que existen varios factores de riesgo que aumentan la probabilidad de desarrollar esta afección cutánea crónica. ¿Cuáles son?

¿Es hereditaria la dishidrosis?

El eccema dishidrótico tiene un fuerte componente genético. Si hay antecedentes familiares de esta afección, las posibilidades de desarrollarla aumentan significativamente. Los estudios han demostrado que ciertos genes pueden predisponer a las personas a sufrir de eccema dishidrótico, aunque la interacción compleja entre la genética y otros factores ambientales aún no se comprende completamente.

Exposición a sustancias irritantes

Hay varios factores que influyen en el secado de los platos y la cubertería, como la temperatura del agua, la calidad del detergente p la disposición de la vajilla.
Agentes irritantes pueden desencadenar la aparición de ampollas y erupciones en las manos
Freepik

La exposición a sustancias irritantes en el entorno cotidiano puede desempeñar un papel crucial en el desarrollo del eccema dishidrótico. Según Mayo Clinic, la reacción más común es al cobalto o al níquel.  Productos químicos presentes en detergentes, productos de limpieza, solventes y otros agentes irritantes pueden desencadenar la aparición de ampollas y erupciones en las manos y los pies de personas susceptibles.

Estrés y ansiedad: el vínculo psicosomático

El estrés y la ansiedad son factores conocidos por desencadenar o agravar diversas enfermedades cutáneas, y el eccema dishidrótico no es una excepción, tal y como aseguran desde Mayo Clinic. El sistema inmunológico puede ser modulado por el estrés, lo que podría contribuir a la exacerbación de los síntomas. La gestión del estrés se ha convertido en un aspecto esencial del tratamiento para muchos pacientes que luchan contra esta condición.

El clima: invierno y verano

Mano sudada.
Mano sudada.
Korn Vitthayanukarun

Las condiciones climáticas extremas, ya sea el frío intenso o el calor abrasador, pueden afectar negativamente a aquellos propensos al eccema dishidrótico. Las bajas temperaturas pueden desencadenar la sequedad de la piel, mientras que el calor excesivo y la humedad pueden aumentar la irritación. En ambos casos, el clima puede ser un factor desencadenante que contribuye al ciclo de recurrencia de las ampollas y el prurito. 

Reacciones alérgicas y/o piel sensible

Las alergias, ya sean alimentarias o ambientales, pueden desempeñar un papel en el desarrollo del eccema dishidrótico. Las reacciones alérgicas pueden desencadenar una respuesta inapropiada del sistema inmunológico, lo que lleva a la inflamación y las molestias características de esta afección cutánea. Identificar y gestionar las posibles alergias puede ser crucial para controlar los síntomas.

Además, si por lo general tienes la piel sensible, también puede ser un factor a desarrollar este tipo de eccema. Por lo general, afecta a personas que con mínimo contacto en la piel genera un sarpullido. Un síntoma claro cuando tu entidad cutánea reacciona sensiblemente.

El eccema dishidrótico: otra dermatitis compleja

Ciertos tejidos pueden provocar dermatitis de contacto en personas sensibles.
Ciertos tejidos pueden provocar dermatitis de contacto en personas sensibles.
Lifestock

Los dermatólogos y profesionales de la salud continúan investigando para comprender mejor la fisiopatología del eccema dishidrótico y desarrollar estrategias de tratamiento más específicas. De normal, los dermatólogos recetan corticoides tópicos en forma de pomadas o ungüentos de siete a quince días de duración. Mientras tanto, conocer los factores de riesgo y la adopción de medidas preventivas pueden marcar la diferencia en la calidad de vida de aquellos afectados por esta afección cutánea persistente y molesta.

Referencias

Garcia-Navarro, X. (2006, 1 abril). Dishidrosis. Farmacia Profesional. https://www.elsevier.es/es-revista-farmacia-profesional-3-articulo-dishidrosis-13087206

Dishidrosis - síntomas y causas - Mayo Clinic. (2023, 10 agosto). https://www.mayoclinic.org/es/diseases-conditions/dyshidrosis/symptoms-causes/syc-20352342

¿Quieres recibir los mejores contenidos para cuidar tu salud y sentirte bien? Apúntate gratis a nuestra nueva newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento