Bangladesh
El distrito de Shariatpur, en Bangladesh. Googlemaps

Una niña de 14 años de Bangladesh, Mosammet Hena, murió el pasado domingo después de recibir 100 latigazos con una caña de bambú, en castigo por haber mantenido relaciones con uno de sus primos, un hombre de 40 años, casado.

Al parecer todo empezó cuando la mujer del primo de la pequeña denunció que la había visto hablando con su marido. Sin embargo, medios de Bangladesh hablan de que el hombre pudo haber abusado sexualmente de la niña. Los patriarcas le pidieron al padre que pagara una multa de 700 euros

Tras recibir el castigo, Mosammet Hena fue llevada al hospital, donde falleció seis días más tarde, aunque todavía no se ha determinado si fue por la gravedad de las heridas o por alguna otra causa.

Según la BBC cuatro personas han sido detenidas en relación a este caso, incluidas un clérigo musulmán que habría dictado el castigo contra ella siguiendo la Sharia (ley islámica) y la mujer que la denunció, y se busca a otras 14 implicados, entre ellos, el hombre casado con el que se relacionó a la fallecida, que está en paradero desconocido .

La Policía del distrito de Shariatpur han contado a los medios de comunicación que al padre de la fallecida, los patriarcas del pueblo le pidieron que además pagara una multa de unos 700 euros.