Arnaldo Otegi
El ex dirigente de Batasuna, Arnaldo Otegi, durante un juicio. ARCHIVO

La Fiscalía de la Audiencia Nacional pedirá 10 años de prisión para el ex portavoz de Batasuna Arnaldo Otegi, el ex secretario general de LAB Rafa Díez Usabiaga y otros seis dirigentes de la izquierda abertzale por tratar de reconstruir la formación ilegalizada a través del grupo Bateragune.

Así consta en el escrito de conclusiones provisionales del fiscal en el que acusa de un delito de integración terrorista a Otegi, Díez Usabiaga, la ex tesorera del PCTV-EHAK Sonia Jacinto, Miren Zabaleta, hija del coordinador general de Aralar, Patxi Zabaleta, Arkaitz Rodríguez, José Luis Moreno Sagües (Txelui), candidato al legislativo foral en una lista que fue ilegalizada, José Manuel Serra y Amaia Esnal.

Según el fiscal, la tarea de Bateragune era la de "llevar la confrontación política hasta el punto más álgido" para lo que actuaba en una doble dirección: la "neutralización de cualquier espacio de la izquierda abertzale sin ETA" y la "acumulación de fuerzas para la construcción nacional a través de un polo soberanista subordinado a los fines y métodos de ETA".