La conselleira do Mar, Rosa Quintana, ha destacado que Galicia ya está adaptada al nuevo método de detección de biotoxinas en moluscos —de tipo químico— que aprobó la Unión Europea (UE), según informó este jueves la Comisión Europea (CE). Sin embargo, ha advertido del "fuerte impacto" que puede causar en el sector.

A preguntas de los periodistas durante un acto en Vilagarcía de Arousa (Pontevedra), la máxima responsable autonómica en asuntos marítimos ha resaltado que la Administración "tiene fácil adaptarse", porque cuenta con "buenos técnicos" y "no repara en las inversiones que haya que hacer en los mejores medios".

Así, ha apuntado que el Intecmar ya tiene instalado "el mejor equipo de cromatografía líquida de masas que hay en toda la UE" y que los técnicos "ya están trabajando con ese método".

No obstante, la titular del departamento ha advertido del esta modificación puede "ir en contra" del sector, por lo que ha señalado que, tras ver los resultados, Mar deberá trabajar en nuevas estrategias productoras y de comercialización.

Asimismo, ha incidido en que la sustitución del método —que anteriormente se realizaba a través del bioensayo— es, a su juicio, "el primer paso para poder después cambiar los niveles" en cuanto a la detección de biotoxinas, por lo que ha apelado a "estar atentos". DE 24

Horas a 4 DÍAS

Hasta ahora, la transparencia de las pruebas que realizaba la consellería "era tal" que "al mismo tiempo que se analizaban las muestras ya se colgaban en la página web", ha indicado. "Y las visiones que se hacían durante el bioensayo se iban conociendo también automáticamente en la web", ha añadido.

Por contra, ha avisado que el método químico "tarda mucho más tiempo en dar resultados", lo que ampliará los plazos de las 24 horas actuales a los 4 días. "Significa un impacto fuerte", ha reiterado, para concluir diciendo que la consellería "hizo su trabajo" y durante 2011 "seguirá trabajando con el bioensayo y el método químico".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.