La consejera de Salud del Gobierno de Navarra, María Kutz, ha asegurado este miércoles que en la Comunidad foral se va a cumplir la ley del aborto si bien ha afirmado que las interrupciones voluntarias del embarazo se realizarán en otras comunidades "porque la objeción de conciencia no está regulada y tenemos dudas jurídicas".

Kutz, que ha atendido a los medios de comunicación tras el primer encierro de las fiestas de San Fermín, ha afirmado que en Navarra "se va a garantizar la prestación tal y como viene recogida en la ley" para añadir que las interrupciones voluntarias del embarazo se trasladarán a otras comunidades.

Según ha expuesto, "en este momento la objeción de conciencia no está regulada y tenemos dudas jurídicas, y por seguridad jurídica tanto de las mujeres como de los profesionales como de la propia institución sanitaria lo vamos a hacer de esta manera".

Consulta aquí más noticias de Navarra.