El secretario general de CCOO-A, Francisco Carbonero, calificó hoy de "lamentable" la actitud del Gobierno andaluz en cuanto a lo que para él supone el que "quiera romper" la negociación colectiva en la región, una medida que va "más allá" de los acuerdos fijados por el Ejecutivo y que desde el sindicato "no se va a aceptar" ya que se trata de "romper un derecho fundamental" que "dificulta las relaciones laborales y aumenta la conflictividad laboral".

En rueda de prensa en Almería, Carbonero indicó que la Junta de Andalucía "en su afán de ser más papista que el Papa, no sólo ha querido trasladar la obligatoriedad de ejecutar los acuerdos del Gobierno de España, sino que ha ido más allá para también pedir más sacrificio a los trabajadores de Andalucía", aspecto que rechazó y con el que argumentó las movilizaciones convocadas por los sindicatos contra los recortes económicos y sociales.

Así, manifestó que las medidas de ajuste "rompen el único pacto de Estado que se ha mantenido en los últimos 15 años" en referencia al Pacto de Toledo, con lo que se "pone en duda" el sistema de pensiones, y además constituyen un "ataque frontal" al sector público así como a las políticas de igualdad, la sanidad, la educación y las políticas de protección social en las que se encuentran los dependientes.

En este sentido, señaló de 'populistas' las medidas de ajuste económico promovidas por el Gobierno, entre las que se subrayó la deducción de los 400 euros del IRPF en las rentas y el 'cheque-bebé' de 2.500 euros, a las que ya se mostró "en contra"; pues, a su parecer, "no resuelven desde el punto de vista de la fiscalidad" la situación de crisis. "Lo mismo los recibían aquellas personas sin renta que la nieta de la Duquesa de Alba", ejemplarizó Carbonero.

Así, ahondó en la misma línea sobre la situación en Andalucía en donde están los "libros gratis para todos" y "se regalan los ordenadores", un aspecto que, a su juicio, debería haber contemplado las rentas de las personas para darlos a los ciudadanos con "dificultades". "Habrá a quien haya que regalar el ordenador y habrá quien lo pueda financiar y comprar según las rentas familiares", contempló el secretario general de CCOO-A en defensa de políticas "más equitativas, más equilibradas y que no merman las arcas del Estado".

"Rechazamos y no compartimos las medidas porque son injustas con los trabajadores y los pensionistas y no tienen equilibrio ni decencia de tocar el bolsillo a los más pudientes", dijo Carbonero antes de calificar de "cobardes" los recortes aprobados la pasada semana pues "no afectan a aquellos que han provocado la crisis", a su parecer.

Consulta aquí más noticias de Almería.