A primera hora de la tarde de ayer, la Ertzaintza recibió un Oficio del Juzgado de Bilbao, en el que se informaba y se ordenaba la investigación de un caso en el que un varón había acudido a un centro médico de Bilbao y manifestaba haber ingerido varias bolas que contenían sustancias estupefacientes. El hombre declaró que tenía miedo de que se le reventasen en el estómago.

La Policía Vasca acudió al lugar y comprobó que al varón se le habían realizado unas radiografías que mostraban, al menos, diez objetos en el interior de su organismo. Además, se le había realizado una analítica y ésta había dado positivo en cocaína.

A continuación, el varón fue trasladado a un hospital, donde quedó ingresado, bajo custodia policial, en calidad de detenido por un presunto delito de tráfico de drogas. La persona continuaba esta mañana ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.