Alberto Ruiz-Gallardón
Alberto Ruiz-Gallardón, en una imagen de archivo. EUROPA PRESS

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, cree que en la carrera de la capital para lograr los Juegos Olímpicos "la tercera será la vencida", aunque no ha aclarado si será en el año 2020 o en el 2024.

Madrid no debe jugar una tercera y una cuarta posibilidad, sino únicamente una tercera

En una entrevista en TVE, el alcalde ha garantizado que "Madrid será una ciudad olímpica" pero ha opinado que "no debe jugar una tercera y una cuarta posibilidad", tras no resultar elegida para 2012 -que ganó Londres- y 2016 -que se llevó Río de Janeiro, sino únicamente "una tercera".

Por eso ahora "hay que estudiar si lo más inteligente" es volver a presentar la candidatura para 2020 o para 2024, aunque, dado que hay plazo suficiente, considera que eso deberá hacerlo la corporación municipal que salga elegida en los comicios municipales de mayo de 2011.

Gobierno de concentración

Por otro lado, Gallardón está "absolutamente convencido" de que las palabras de Esperanza Aguirre a favor de un gobierno de concentración para salir de la crisis no constituyen "una propuesta que debamos considerar como una propuesta política". El alcalde se refería a la sugerencia hecha por Aguirre antes el Comité Ejecutivo del PP de que la solución a la crisis consiste en gran medida en un gobierno de concentración entre socialistas y populares con dirigentes de su partido en los Ministerios de Economía y de Trabajo.

"Habría que ver el tono en que se formuló", ha contestado el alcalde de Madrid, "pero el mejor favor que podemos hacer es no tomárnoslo como una proposición política".

Caja Madrid

Sobre el conflicto que mantuvieron durante meses por la dirección de Caja Madrid ha preferido no volver al tema porque "mirar atrás ahora mismo sería un esfuerzo inútil de esos que conducen a la melancolía".

Lo importante es que hoy hay consenso en la Caja, que tiene al frente a un dirigente del PP que es una persona solvente

"Lo importante -ha subrayado- es que hoy hay consenso en la Caja, que tiene al frente a un dirigente del PP que es una persona solvente y competente y que eso es bueno para los impositores y para todo el mercado financiero. Estoy con el sentido de la responsabilidad cumplido y muy satisfecho de que en estos momentos Caja Madrid, en lugar de ser parte del problema, empiece a ser parte de la solución".

En todo caso, y aunque ha reiterado que sólo quiere "mirar hacia delante", ha repetido que el hecho de que Aguirre dijera que su ya famoso "hijo puta" iba dirigido a Fernando Serrano, Defensor del Contribuyente del Ayuntamiento, no le ofende menos que si el "insulto" fuese dirigido a él mismo.

Consulta aquí más noticias de Madrid.