Morente, el fundador de una saga flamenca

  • Enrique Morente clausurará el festival de Caja Madrid.
  • El cantaor ha puesto a su familia frente al micrófono en su disco.
El artista de Albaicín, Enrique Morente.
El artista de Albaicín, Enrique Morente.
ARCHIVO

El genio y la voz ronca de Enrique Morente seducen. Fue en 1994 cuando su talento fue reconocido oficialmente mediante el Premio Nacional de Música. Fue el primer cantaor en conseguirlo.

Natural de Albaicín (Granada), persiguió a sus ídolos y aprendió el oficio en tablaos, tabernas y plazas. Cuenta que cuando era pequeño su madre le sacaba de los bolsillos de los pantalones papelitos con letras de cante.

"Hace falta pellizco"

El cantaor, que ya es abuelo, ha reunido a su familia en su último álbum, Morente flamenco (Universal). Arranca el disco su hija pequeña, Soleá, pero también colaboran sus nietos.

Morente ha conseguido transmitir a su familia algo que caracteriza al flamenco de raza: la importancia del pellizco. "El pellizco lo tiene aquel que tiene la impronta de quejarse con personalidad y transmitir. El secreto está en transmitir. En una ráfaga hacer un detalle que transmita; y de ahí viene el olé. Pero un olé a destiempo es como un chiste sin gracia, que los hay".

Este sábado el cantaor cerrará con una actuación en solitario el Festival de Flamenco de Caja Madrid, por el que ya han pasado Carmen Linares y Enrique de Melchor, entre otros artistas.

Lejos del estudio, las repeticiones y las grabaciones, este directo volverá a ser la mejor baza para el pellizco y los olés espontáneos.

* Teatro Circe Price: ronda de Atocha, 35. Metro: Embajadores. Sábado, 20.30 h. Entrada: 28 euros.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento