Incendio Guadalajara
Imagen de archivo de un bombero en el incendio declarado en Guadalajara en julio de 2005. Víctor Lerena / EFE

La mayoría de las familias de las once víctimas mortales del incendio de Guadalajara de 2005, tras conocer la decisión de la juez de Sigüenza de dejar sin efecto las veinte imputaciones que hizo en mayo, creen que lo "lógico" ahora sería que a través del nuevo procedimiento se procese a estas mismas personas.

Así lo ha expresado el portavoz de ocho familias de las víctimas, José María Manteca, tras la concentración que cada 17 de mes desde que ocurrió el suceso hace más de cuatro años se concentran ante la Delegación de Medio Ambiente en Guadalajara, para guardar unos minutos de silencio en recuerdo de los fallecidos.

Manteca cree que, si bien la juez de Sigüenza, María del Mar Lorenzo, imputó en su día a veinte personas en este incendio en base a un procedimiento abreviado, el que ahora haya acordado que el caso se vea como sumario no es razón para que no se procese a los mismos, aunque añade que también podría ser alguno menos.

Las imputaciones quedan sin efecto

El 5 de noviembre la juez de Sigüenza dictó un auto en el que dejaba sin efecto (en suspenso) las veinte imputaciones que ella misma hizo el pasado mayo, entre ellas a varios ex altos cargos del Gobierno de Castilla-La Mancha.

En dicho auto se recoge también la decisión de la juez de tramitar por sumario ordinario y no por procedimiento abreviado, lo que conllevará que el caso se juzgue en la Audiencia Provincial y no en el Juzgado de lo Penal.