IAE
Impreso del IAE. ARCHIVO

El Gobierno ha anunciado este sábado, a la conclusión del Consejo de Ministros que ha aprobado los Presupuestos para 2010, el incremento de la tributación de las rentas del ahorro -del 19% para los primeros 6.000 euros y del 21% para el resto- permitirán recaudar 800 millones de euros más según los cálculos del Ejecutivo.

Esta tributación grava todos los instrumentos de ahorro existentes, desde los incrementos patrimoniales a los depósitos bancarios, libretas de ahorro, seguros y dividendos.

Esta tributación grava los depósitos bancarios, libretas de ahorro, seguros y dividendosSegún explicó en una rueda de prensa la ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, la modificación de esta tributación para quienes declaren hasta 6.000 euros, unos 11,5 millones de contribuyentes tendrán que tributar seis euros más al año de media.

En cuanto a las rentas de capital más altas, las superiores a 60.000 euros tributarán una media de 5.000 euros más al año, y las de más de millón de euros pagarán una media de 30.000 euros más al año, dijo Salgado. Por contra, la bajada del Impuesto sobre Sociedades en cinco puntos para las pymes y autónomos restará 700 millones a la recaudación.

La reducción de Impuesto sobre Sociedades será temporal y se aplicará a las pymes con menos de 25 trabajadores que mantengan o aumenten el empleo, y que tengan una cifra de negocio inferior a cinco millones de euros.

Según destacó Salgado, los ingresos adicionales que proporcionarán éstas modificaciones fiscales permitirán reducir en tres décimas el objetivo de estabilidad aprobado el pasado junio, con lo que el déficit del Estado para 2010 se calcula ahora en el 5,4% del PIB.

También las administraciones territoriales incrementarán sus recaudación impositiva lo que se reflejará en una reducción equivalente de su déficit público. Estas medidas, dijo Salgado, supondrán un incremento "moderado" de la presión fiscal.

OTRAS MEDIDAS ADOPTADAS EN LOS PRESUPUESTOS: