Un coleccionista ceutí ha encontrado por casualidad en un zoco de Tetuán, en Marruecos, unos prismáticos que utilizó Franco en 1916 durante la batalla de Biutz. Los guarda en su domicilio con una fotografía del soldado y otra de Franco

En aquella batalla, el por aquel entonces capitán de Regulares Francisco Franco recibió un disparo en el bajo vientre y regaló las lentes a uno de los camilleros que lo transportaron en el conflicto como agradecimiento.

Se trata del soldado Meki Ben Mohamed Faxe, natural de Tetuán, que trabajó como enfermero en esa batalla. Hasta ahora los prismáticos han estado en posesión de su hijo.

El coleccionista Luis Contreras explicó la historia de su hallazgo y señaló que "al visitar Tetuán me lo ofreció un musulmán al conocer mi afición por las colecciones y me comentó que su padre estuvo con Franco y éste le regaló los prismáticos".

Contreras, quien señaló que está "satisfecho" por haberlos comprado, guarda en su domicilio los prismáticos con una fotografía del soldado Meki Ben Mohamed y otra de Franco.

Adquiridos por 800 euros

Afirmó que el hijo del camillero tenía los prismáticos en su casa "como si tal cosa" y que se hizo con ellos por 800 euros "después de que me rebajara la cantidad inicial que me pedía y me dejara a un precio razonable". Tiene los documentos que confirman la procedencia de los prismáticos

El coleccionista destacó que tiene los documentos que confirman la procedencia de los prismáticos y declaró que no ha querido tocarlos mucho "para que no pierdan su valor".

Luis Contreras ya ha recibido ofertas de dos museos para adquirir los gemelos y su intención "es venderlos pero no regalarlos", para lo cual ha resaltado el valor histórico de su adquisición "porque son de una batalla donde murieron más de 800 personas y pertenecieron a Franco".