La Mesa del Parlament suspende a Borràs tras la apertura de juicio oral contra ella por presunta corrupción

Centenares de personas han arropado a Borràs a las puertas del Parlament.
Centenares de personas han arropado a Borràs a las puertas del Parlament.
ACN
Centenares de personas han arropado a Borràs a las puertas del Parlament.
Borràs ha sido suspendida como presidenta del Parlament.

Repitió hasta la saciedad que no dimitiría, ha aguantado hasta que la han echado, y se ha ido llamando "hipócritas" a ERC, CUP y PSC. Esta ha sido la reacción de Laura Borràs (JxCat) después de que la Mesa del Parlament haya aprobado este jueves suspenderla como presidenta de la cámara, por la apertura de juicio oral contra ella por presuntamente fraccionar contratos para favorecer a un amigo cuando dirigía la Institució de les Lletres Catalanes (ILC). Han votado a favor de esta decisión Esquerra, los socialistas y los 'cupaires'. El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha asegurado, sin embargo, que la "confianza" entre los socios del Govern, ERC y Junts, no quedará dañada.

Antes de que se procediera a deliberar sobre su posible suspensión, Borràs ha defendido de nuevo su inocencia ante la Mesa y ha pedido a sus miembros "conciencia". Luego, ha abandonado la reunión -que ha empezado sobre las 12.15 horas y ha durado hasta las 14.30-, por evidente conflicto de intereses, por lo que solo la secretaria segunda de la Mesa, Aurora Madaula, de JxCat, ha votado contra la aplicación del 25.4. Así, ha habido un voto de Junts contrario y cinco de PSC, ERC y CUP a favor, partidos, estos últimos, que habían pedido a Borràs que se apartara voluntariamente antes de la deliberación de este jueves.

Al quedar suspendida -hasta que haya sentencia sobre su caso- pero no destituida, el Parlament no podrá votar un relevo en la presidencia, por lo que sus funciones quedarán delegadas en la vicepresidenta primera de la Mesa, Alba Vergés, de ERC.

Según un comunicado del Parlament, “en caso de vacante, ausencia, o impedimento” de la persona que ocupa la presidencia, “los vicepresidentes, por orden consecutivo, la tienen que sustituir con los mismos derechos, deberes y atribuciones”. “La representación de la cámara que tiene el presidente solo puede ser delegada, si procede, en uno de los vicepresidentes”, remarca el texto.

Esquerra ha ofrecido a sus socios que esas funciones delegadas recaigan en alguien de JxCat, pero el secretario general de este partido, Jordi Turull, ha asegurado que no propondrán a nadie y ha pedido frenar la "dinámica cainita" que impulsan algunos sectores independentistas.

La Mesa del Parlament ha tomado esta decisión sobre Borràs para dar cumplimiento al artículo 25.4 del reglamento de la cámara catalana, que obliga a suspender a un diputado si le abren juicio oral por corrupción. Este punto se introdujo en la reforma del reglamento que aprobaron Junts pel Sí y la CUP en 2017, en vísperas del referéndum unilateral del 1 de octubre.

Tras haber sido suspendida, la ya expresidenta del Parlament se ha fotografiado en las escalinatas de la cámara catalana con el expresidente de la Generalitat Quim Torra; Madaula; el presidente del grupo parlamentario de Junts, Albert Batet; la portavoz del partido en el Parlament, Mònica Sales; y los diputados de JxCat Francesc de Dalmases y Jaume Alonso-Cuevillas, entre otros miembros de la formación.

Borràs carga contra ERC, CUP y PSC

Media hora después de la votación de la Mesa, Borràs ha acusado a ERC, la CUP y el PSC de actuar como "jueces hipócritas" al apartarla, y de ser "cómplices" de la "guerra sucia" contra el independentismo.

Desde el despacho de audiencias de la presidencia del Parlament, ha dicho ser víctima de un "atropello democrático" por parte de quienes no pueden "disimular su deseo" de hacerla "desaparecer" como adversaria política.

Además, ha acusado a ERC y CUP de no tener "otra expectativa que la autonomía ni otra motivación política que sus respectivos partidos" y les ha advertido de que, pese a estar suspendida, no dimitirá del cargo para facilitar su relevo en la presidencia del Parlament. "No renuncio, no me doblego, no me han vencido", ha afirmado.

Concentración de apoyo

A las 11.30 horas, media hora antes de que se reuniera la Mesa, ha tenido lugar a las puertas del Parlament una concentración de apoyo a Borràs, que ha congregado a unas 300 personas. 

La concentración de apoyo a Borràs.
La concentración de apoyo a Borràs.
ACN

Convocadas a través de las redes sociales, han reivindicado la “inocencia” de la dirigente política y han asegurado que el juicio oral que ha abierto el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) “es una farsa”. También han cantado consignas contra ERC, la CUP y la prensa. 

Borràs ha salido a saludar a los concentrados para agradecerles el apoyo y ha sido recibida entre aplausos y cánticos.

‘Laura Borràs, no está sola. No es justicia, es venganza’, ha sido el lema de la pancarta principal que ha protagonizado la concentración. 

Durante la acción reivindicativa, los manifestantes han aplaudido a Torra y al ex conseller Josep Rull cuando estos han llegado a la cámara catalana. En cambio, con la llegada del diputado de la CUP Carles Riera han silbado. Han tildado tanto a la CUP como a ERC de 'botiflers'.

Torra ha asegurado que la suspensión de Borràs deja al independentismo "muy tocado" y ha dado a entender que JxCat debería "reflexionar" sobre su salida del Govern. "Si la presidenta de su partido es suspendida, y creen que no debe serlo, la decisión es clarísima", ha dicho.

“Laura Borràs, nuestra presidenta”, “Fuera, fuera, fuera la justicia española”, “Fuera las fuerzas de ocupación”, “No es un juicio es una farsa” o “Puigdemont, nuestro presidente” han sido algunas de las consignas que se han cantado. También han acusado a la prensa de “parcialidad” y “manipulación”.

ERC ha denunciado insultos racistas contra su diputada Najat Driouech, de origen marroquí, por parte de seguidores de Borràs que se han concentrado a las puertas del Parlament.

ERC llama a Junts a elegir a alguien

La portavoz del grupo parlamentario de ERC, Marta Vilalta, se ha negado a valorar la comparecencia de Borràs, porque ha dicho que no quiere "alimentar dinámicas" que los "alejan de ser útiles al país" y de "construir consensos para lograr objetivos compartidos". 

"Días como hoy no nos gustan, ni que en el Parlament se ponga el foco en el ruido, el espectáculo, la discordia y el enfrentamiento", ha remarcado Vilalta, que se ha limitado a emplazar a Junts a escoger a alguien para asumir las funciones de Borràs. Mientras tanto, Vergés ocupará la presidenta de forma "interina", ha confirmado.

ERC ha instado Junts a hacer "propuestas por garantizar el acuerdo de coalición y las atribuciones de la presidencia que le corresponden". "Estamos dispuestos a hablar con Junts, a escuchar qué posible acuerdo quieren para intentar ser fieles en el acuerdo", ha dicho Vilalta. 

También ha asegurado que Vergés ejercerá de presidenta "de la mejor manera posible" y ha defendido que la Mesa del Parlament ha actuado con "coherencia y responsabilidad" suspendiendo a Borràs aplicando el artículo 25.4 del reglamento.

Aragonès niega que afecte al futuro del Govern

El president de la Generalitat, Pere Aragonès, ha negado que la suspensión Borràs afecte de algún modo al futuro del Govern que conforman ERC y JxCat.

"No tengo información de ningún miembro del Govern que crea que no hay que seguir trabajando con la misma confianza. Lo que necesita el país es un Govern estable que pueda seguir trabajando", ha afirmado.

"Mezclar un juicio por corrupción con la lucha por la independencia de Cataluña, desde mi punto de vista, no es aceptable: más allá de la retórica, están los hechos; se ha aplicado el reglamento del Parlament de Cataluña, como está previsto para casos como este", ha añadido.

La CUP dice hace falta "ejemplaridad"

El secretario tercero de la mesa del Parlament y diputado por la CUP, Carles Riera, ha defendido que "la mejor respuesta contra la represión es la transparencia y la ejemplaridad", tras votar a favor de la suspensión de Borràs.

"Puesto que ella no ha querido asumir" la decisión de dar un paso al lado, la mesa ha decidido suspenderla "de forma provisional, temporal y reversible de sus funciones", ha dicho.

"La mejor respuesta política es este paso al lado que la presidenta no ha querido dar, y es lo que ha tenido como consecuencia que apliquemos el 25.4", ha defendido Riera.

Los comuns piden elegir nueva Presidencia

El portavoz de los comuns en el Parlament, David Cid, ha emplazado a ERC y a la CUP a trabajar con el objetivo de hallar una "solución" para elegir una nueva Presidencia del Parlament.

Cid ha apoyado su suspensión para preservar la "ejemplaridad" de la cámara. "Se ha hecho a pesar de Junts y a pesar de la señora Borràs, que han situado sus intereses partidistas por delante de los de la institución", ha apuntado, y ha lamentado que ERC y CUP apoyaran en su día su investidura a sabiendas de su situación judicial.

Cid ha tachado de vergüenza el discurso de Borràs tras ser suspendida y ha destacado que más de 100 diputados apoyan su suspensión -todos los partidos, salvo Junts-. "Es absolutamente lamentable el señalamiento personal que ha hecho", ha señalado.

También ha insistido en que sí hay lucro en los hechos que se imputan a Borràs -de más de 300.000 euros a su amigo informático, ha recalcado- y ha afirmado que "diputados de Junts por Catalunya también comparten" la decisión de suspenderla.

Vox, Cs y PPC acusan a Borràs de generar "inestabilidad"

Vox, Ciudadanos y el PPC han acusado a Borràs de generar "inestabilidad" al negarse a dimitir como presidenta del Parlament y evitar que el pleno pueda elegir a un sustituto en el cargo, que sigue manteniendo ella pese a no poder ejercer sus funciones.

El líder de Cs en el Parlament, Carlos Carrizosa, ha asegurado que el caso de Borràs "ha acabado como tenía que acabar" y ha pedido la convocatoria de un pleno específico para escoger a un sustituto en la presidencia de la cámara.

Carrizosa ha cargado contra ERC y CUP por ir de "adalides de la pureza" por el caso Borràs y ha marcado "dos requisitos" para el nuevo presidente de la cámara catalana: que represente a todos los catalanes y "que no sea un delincuente".

Además, ha asegurado que el Parlament "no debe ser la última herramienta utilizada por lo más radicalizado de JxCat" y ha pedido que se acabe la situación de "interinidad", de "menoscabo de las instituciones", sin abocar el Parlament a la "inestabilidad".

El portavoz de Vox en el Parlament, Joan Garriga, ha vuelto a defender la aplicación del artículo 155 de la Constitución para acabar con "la permanente sedición" y la situación de "desgobierno y deslealtad" institucional en Cataluña.

"PSC, CUP, ERC y JxCat son responsables de haber alargado esta agonía. Al separatismo no le gusta cumplir con la ley. Borràs tendría que haber dimitido y no haber sido suspendida", ha destacado Garriga.

Por su parte, la portavoz del PPC, Lorena Roldán, ha catalogado el día de hoy como "otra jornada infame en la historia reciente del parlamentarismo" y ha denunciado la "soberbia de los líderes independentistas que se creen que están encima del bien y del mal".

La dirigente popular ha expuesto que les "habría gustado" que Borràs hubiera renunciado, puesto que ahora se "abrirá una batalla interna entre los socios de gobierno", por lo que ha pedido "responsabilidad y altura de miras" al ejecutivo catalán.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento