Herido muy grave un famoso periodista de investigación de crímenes tras recibir un disparo en la cabeza en Ámsterdam

  • Peter Rudolph de Vries fue tiroteado en pleno centro de la ciudad holandesa tras participar en un programa de radio.
  • La Policía ha detenido a tres sospechosos, incluido el posible autor del ataque.
Peter R. de Vries, en una foto de Wikipedia de 2017.
Peter R. de Vries, en 2017.
DWDD / WIKIMEDIA COMMONS

El periodista de investigación neerlandés Peter Rudolph de Vries se encuentra hospitalizado en estado muy grave tras haber recibido este martes un disparo en la cabeza en el distrito de Lange Leidsedwarsstraat, en pleno centro de Ámsterdam.

El tiroteo se habría producido después de que De Vries participara en un programa radiofónico de la emisora RTL Boulevard, informa Europa Press. Sobre las 19.30, hora local, el periodista abandonó el estudio y camino de su coche fue asaltado por un hombre que le disparó a bocajarro en la cabeza.

El jefe de la Policía de Ámsterdam, Frank Paauw, anunció que hay tres sospechosos arrestados en relación con el incidente, entre ellos el posible autor del tiroteo, informa Efe.

La Policía neerlandesa había anunciado en un principio que buscaba a un hombre de piel blanca, complexión delgada, con un abrigo verde oscuro de estilo camuflaje y una gorra negra, que sería el autor del tiroteo y que se habría dado a la fuga inmediatamente después de disparar a De Vries.

"Han ordenado liquidarme"

De Vries es conocido en su país como periodista de investigación y de sucesos. Tuvo un programa de televisión entre 1995 y 2012 en el que cubrió los grandes casos del país. En 2005 lanzó su propio partido político, que no tuvo mucho recorrido y se disolvió poco después.

El periodista, de 64 años, ha cubierto numerosos acontecimientos a lo largo de su carrera, algunos de ellos muy mediáticos, como el secuestro en 1983 del magnate de la cerveza Freddy Heineken, la desaparición de la estudiante estadounidense Natalee Holloway en 2005, o el caso Marengo, en el que se investiga, entre otros, a Ridouan Taghi, uno de los mayores narcotraficantes de Europa y el norte de África.

De Vries ya había sido amenazado en anteriores ocasiones, recuerda De Volkskrant, diario al cual De Vries confirmó en 2019 que la Policía le había informado de que había sido incluido en "una lista" elaborada por Ridouan Taghi. "Ha ordenado mi liquidación por declaraciones críticas hacia él", contó.

Entrevistado el mes pasado por el semanal Vrij Nederland, De Vries aseguró estar tranquilo ante estas supuestas amenazas, pues son "parte del trabajo" de un periodista de investigación y tampoco se iba a poner "histérico" pensando en que podría ser asesinado como le ocurrió al hermano y al abogado de Nabil B., el testigo estrella del caso Marengo, del que el periodista es confidente.

"Un héroe nacional"

En una rueda de prensa este mismo martes por la noche, la alcaldesa de Ámsterdam, Femke Halsema, habló de un “ataque” al periodista de investigación y calificó a la víctima como “un héroe nacional” y un “periodista valiente”, que ha sido objeto de un “crimen brutal y cobarde”.

Sobre su estado de salud, Halsema solo subrayó que se encuentra “luchando por su vida” en el hospital y reiteró que quedó “gravemente herido” después del ataque.

El tiroteo de este martes ha causado conmoción en Países Bajos, cuyo gobierno convocó una reunión para tratar de lo ocurrido. El líder de la ultraderecha, Geert Wilders, lo calificó de "terrible", mientras que el secretario general de la Asociación Neerlandesa de Periodistas, Thomas Bruning, lo calificó de "puñetazo al periodismo".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento