Almeida prohibirá los vehículos sin etiqueta en el entorno de la Plaza Elíptica

  • Los vecinos y comerciantes quedan exentos de estas restricciones al tráfico que entrarán en vigor en 2021.
  • Se habilitarán 200 plazas disuasorios en el centro comercial Islazul.
Varios coches circulan por la A-42, en las proximidades de Plaza Elíptica.
Varios coches circulan por la A-42, en las proximidades de Plaza Elíptica.
Jorge París

La Plaza Elíptica pasará a ser nueva zona de bajas emisiones a mediados de 2021, cuando entre en vigor la nueva estrategia medioambiental Madrid 360 que sustituirá al actual Madrid Central. Así lo avanza el área de Medio Ambiente y Movilidad a 20minutos tras estar al límite de incumplir, por undécimo año consecutivo, los 40 g/m3 de dióxido de nitrógeno (NO2) establecidos en la directiva europea para el Valor Límite Anual (VLA).

Precisamente para combatir los altos niveles de calidad del aire en Plaza Elíptica, una de las estaciones más conflictivas de la red, el equipo de José Luis Martínez-Almeida prohibirá el tráfico a los vehículos más contaminantes. Estos son los que no llevan etiqueta ambiental –clasificación ambiental A–, tanto turismos como motos y vehículos de Distribución Urbana de Mercancías. Con una excepción: los residentes y los comercios cuyos vehículos cumplan estas condiciones sí podrán circular libremente por el área.

Es la primera zona de bajas emisiones con estas características en la ciudad de Madrid. Y es que, a diferencia de la de Madrid Central, el resto de vehículos, tengan el distinto ambiental que tengan –ECO, Cero, B, C– sí podrán circular libremente sin necesidad de tener que dejar el vehículo en un aparcamiento. Es decir, que solo restringe el acceso y la circulación a los vechículos A de aquellos que no sean residentes o comerciantes, tal y como explica el área que dirige Borja Carabante.

Restricción al tráfico en Usera y Carabanchel.
Restricción al tráfico en Usera y Carabanchel.
Carlos Gámez

El ámbito de aplicación de esta zona de bajas emisiones estará delimitado por la A-42, entre Avenida de Los Poblados y Calle 30 (ver gráfico). De este modo afecta a los distritos de Usera y de Carabanchel.

Como alternativa, el Ayuntamiento ofrece otra ruta (ver gráfico), al tiempo que habilita un nuevo aparcamiento disuasorio de hasta 200 plazas en en el centro comercial Islazul, a 3 kilómetros del intercambiador de Plaza Elíptica, a 1,5 kilómetros del Metro de La Peseta y con conexión a varias líneas de autobuses.

Por último, el Ayuntamiento «va a instar al Gobierno central a agilizar la construcción de un carril Bus-VAO en la A-42». Por esta vía pasan diariamente 121.712 vehículos, 113.887 son vehículos ligeros y 7.825, pesados, según las fuentes municipales.

Con la nueva área de bajas emisiones, el Consistorio matritense prevé una reducción de los vehículos por kilómetro del 18%. Ahora, en el periodo de hora punta de la mañana –de 8.00 a 9.00 horas– se calcula que por el entorno circulan 7.122 vehículos y que realizan 13.923 kilómetros, con un índice de densidad de 9,95 vehículos por kilómetro que se desplazan a una velocidad de 27,41 km/h. En cambio, con con la conversión del entorno se eliminarían 1.472 vehículos, permitiendo disminuir en 2.585 los kilómetros que se realizan en la zona, e incrementar hasta los 38,9 km la velocidad

Madrid, a examen en Europa

Para el NO2, la directiva europea establece dos indicadores que hay que cumplir: el Valor Límite Horario (VLH), que establece que no se pueden superar los 200 microgramos por metro cúbico más de 18 veces al año en una misma estación, y el Valor Límite Anual (VLA), que fija en 40 µg/m3 el máximo permitido. Estos dos valores son los que Madrid lleva incumpliendo reiteradamente desde el año 2010. Madrid podría aún incumplir el valor anual, que se conocerá en diciembre. Pero este año Madrid está lejos de incumplir el VLH.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento