Champú morado: el mejor truco para mantener el rubio perfecto

El champú morado hará que tu pelo no adquiera tonalidades amarillentas.
El champú morado hará que tu pelo no adquiera tonalidades amarillentas.
UNSPLASH

Cuando buscamos el rubio platino perfecto, nos damos cuenta de que implica mucho más trabajo del que parecía, pero finalmente todas las decoloraciones y matices merecieron la pena cuando vemos el resultado.

Sin embargo, a lo largo de los lavados, vemos cómo ese precioso tono nórdico comienza a adquirir una coloración amarillenta que nada tiene que ver con nuestro rubio inicial. ¿Qué ha pasado?

Esto se produce cuando nuestro cabello va perdiendo pigmentos, y salen a la luz aquellos más amarillentos y anaranjados que tenemos en nuestro pelo y que se hacen cada vez más evidentes debido a la contaminación, el agua salada, el cloro, los tratamientos agresivos (como los alisados) o el empleo de calor para estilizar nuestra melena.

Aunque parezca que ya se nos ha estropeado el look y tendremos que pasar de nuevo por la peluquería para arreglarlo, no hay que desesperarse todavía, ya que esto tiene solución: los champús morados.

Al igual que en el maquillaje, en la peluquería también tenemos colores que cancelan a otros. En la rueda cromática, los tonos que se encuentran opuestos tienden a anularse, por lo que si queremos neutralizar el amarillo de nuestro pelo, habrá que recurrir al morado; y si lo que tenemos son tonalidades naranjas, el azul será nuestro gran aliado.

Por suerte, los champús morados han sido utilizados desde hace tiempo para matizar las canas y quitarles los tonos amarillos, por lo que resulta muy fácil de encontrar, incluso hasta en supermercados. 

Sin embargo, es muy importante seguir al pie de la letra las indicaciones del fabricante en cuanto a tiempo de exposición y cada cuanto debemos usarlo para que no haya una sobrecarga de pigmentos y terminemos con el pelo violáceo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento