Laura Escanes se replantea su vida laboral como 'influencer': "A veces pienso '¿qué pinto yo aquí?'"

Laura Escanes, en un evento.
Laura Escanes, en un evento.
GTRES

Laura Escanes tiene más de 1,5 millones de seguidores en Instagram, posicionándose con tiempo y esfuerzo entre las influencers más importantes de España. Ahora, ha lanzado una reflexión sobre su permanencia en este mundo.

La joven no suele compartir cosas personales en redes sociales, pero esta vez ha querido sincerarse con sus seguidores para explicar cómo se siente últimamente: su vida personal está provocando que se replantee su trabajo.

La mujer de Risto Mejide ha empezado relatando: "Estoy muerta, me voy a ir a dormir ya… Os quería agradecer todos los mensajes, cuando digo estas cosas, no lo digo porque me animéis ni mucho menos, también quiero normalizar que todos podemos tener días malos".

"No por eso quiero decir que nuestra vida sea desastrosa o no seamos felices… simplemente, días tontos los tenemos todos, y está bien mostrar esa dosis de realidad», ha añadido.

Escanes ha contado que “a veces, tanto Instagram, tanto aparentar o tanto postureo, tanta felicidad, agobia un poco”. Asimismo, admite que es “la primera en compartir días felices y que sean bonitos, pero también está esa presión de tener que estar bien… porque claro, son las redes sociales, y no vas a mostrarte triste”.

También se compara con otros compañeros de este mundo: “Pues seguramente no tengo la vida de mis otras compañeras, en el sentido de que mi vida ha cambiado mucho a raíz de ser madre y no me arrepiento para nada, estoy feliz con mi vida. A veces pienso, ‘¿qué pinto yo aquí, en las redes sociales?”

Sin embargo, está decidida que seguirá compartiendo su día a día, ya sean buenos o malos: "Pero luego pienso que por qué no, muestro cosas de mi día a día y está bien mostrar estas cosas", ha sentenciado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento