Asociación de Afectados del Vuelo JK5022
El presidente de la Asociación de Afectados del Vuelo JK5022, Federico Sosa, en su primera comparecencia pública (EFE).
Más de un centenar de familiares de víctimas del accidente de un avión de Spanair en el aeropuerto de Barajas (Madrid), en el que murieron 154 personas el pasado 20 de agosto, han constituido la ´Asociación de Afectados del vuelo KJ 5022´.

El presidente provisional de esta organización sin ánimo de lucro, Federico Sosa, informó este viernes de que los objetivos planteados en los estatutos de la asociación son conocer la verdad y esclarecimiento de las causas del accidente, exigir las responsabilidades que judicialmente se establezcan y la depuración de las mismas, así como de "las posibles negligencias para evitar que se reproduzcan".

Queda mucha tela que cortar en relación a este accidente e intuimos que no se produjo por una sola causa

Cuestionado acerca del interés entre los despachos de abogados estadounidenses en representar a familiares, Sosa recomendó "prudencia" a las familias y dijo que "por sus hechos los conocerán". Igualmente, criticó que estos bufetes "han ejercido una presión en las familias en momentos en que la capacidad de decisión no era la más adecuada".

Asimismo, indicó que los asesores legales de la asociación están estudiando "todas las posibilidades, incluida la de personarse en Estados Unidos" contra la compañía, aunque reiteró que "el proceso penal se está sustanciando en España".

Detalló que en esta asociación figuran socios fundadores, entre ellos representantes de 65 víctimas mortales, socios de número (puede haber uno por cada víctima con derecho a voz y voto) y socio colaborador, en relación a familiares o allegados. En total, la asociación está formada por alrededor de 120 socios, aunque prevé más de 200 integrantes.

El representante añadió que algunas de las familias asociadas tienen sus propios abogados, además de los de la asociación. Incidió en que el colectivo no pretende hacer un "juicio paralelo" a la investigación que lleva a cabo el Juzgado de Instrucción número 11 de Madrid y cuyas decisiones respeta "absolutamente". "Queda mucha tela que cortar en relación a este accidente e intuimos que no se produjo por una sola causa", agregó.

Adelanto de las indemnizaciones

Asimismo, recordó que un total de 135 familiares de las víctimas mortales ha recibido ya el adelanto de la indemnización final por parte de la entidad aseguradora de la compañía, Mapfre, una vez que han acreditado ser beneficiarios.

Cuestionado acerca de las cuantías que se van a recibir, Sosa preguntó "cuánto vale la vida de una sola de las víctimas del accidente". "No hay dinero en el mundo que devuelva y repare una sola de las vidas que se han perdido en este accidente, queremos saber el cómo y el por qué sucedió, el cuánto nos interesa muchísimo menos", aseveró tajante.