La opción de incinerar a los fallecidos es cada vez más popular entre los vigueses. Si a ello se suma la crisis económica, quienes más padecen ambas cuestiones estos días son las floristerías. Así, las ventas de flores en Vigo para Todos los Santos son ahora la mitad que hace una década.

Pese a todo, la tradición se mantiene. Los establecimentos consultados aseguran que con el 1 de noviembre sus ventas «se multiplican por cinco» respecto al resto del año. •«Es el momento de más negocio, con diferencia respecto a San Valentín, por ejemplo», explican en la floristería La Camelia.

Lo que más se mira este año son los precios. «Las flores no han subido respecto a 2007, pero ahora todo parece caro», aseguran los profesionales del sector. Las preferidas siguen siendo los crisantemos y los claveles, aunque la falta de lluvias ha impedido al crisantemo desarrollarse. Este año, será complicado encontrar esta flor grande y habrá que conformarse con el mediano, que oscila entre los 1,75 y los 2,50 euros la unidad.

Los que más incrementan su precio respecto al resto del año son los claveles. La docena puede adquirirse ahora por una media de ocho euros, cuando tras este día su precio baja a la mitad.

Cementerios

Hasta el domingo, los cementerios municipales amplían su horario. Estarán abiertos de 9.00 a 18.30 horas. Para llegar, Vitrasa reforzará tanto mañana como el domingo las línes de autobús a los cementerios. Las líneas para las que se pondrán más vehículos son: C3, C4, C5, C6, C7, C9, C15, 8, 10, 11, 12 y 17.

Compras y huesitos de santo

Además de visitar los cementerios, el comercio local abrirá mañana sus puertas para todos aquellos que deseen aprovechar la jornada festiva para salir de compras. El 1 de noviembre es uno de los días festivos que el calendario comercial de 2008 ha fijado como de apertura para las tiendas. Para aquellos que deseen endulzar el paladar las pastelerías viguesas ofrecen todo tipo de variedades de buñuelos (a una media de 22 euros el kilo) y huesitos de Santo (de yema, chocolate, turrón, pistacho, dulce de leche, etc.) por unos 30 euros el kilo.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VIGO