El excocinero de Buckingham revela cómo es el pastel que Isabel II pide siempre para su cumpleaños

Isabel II
La reina Isabel II.
JONATHAN BRADY / EFE

El próximo 21 de abril ya se sabe a qué olerán los pasillos y el comedor de todo el Palacio de Buckingham. Visto lo visto, la reina Isabel II es una persona de costumbres y en su cumpleaños (serán 94 primaveras las que acumule) quiere, por decirlo así, lo de siempre.

Lo ha sacado a la luz Darren McGrady, el excocinero real, quien ha sus 58 años ha desvelado que la matriarca de los Windsor siente una especial debilidad por la tarta de chocolate, que pide siempre por su aniversario, y que es sin lugar a dudas "su favorita".

A sus 58 años, el profesional culinario ha desvelado en una serie de vídeos de Youtube publicado recientemente por el medio especializado en cocina Delish que "la reina es una adicta al chocolate, le encanta todo lo que lo tenga". 

"Ella siempre aprobaba cualquier cosa en el menú que soliésemos preparar allí, en el palacio, y que contuviese chocolate. Iba seguro a la mesa real", agregó McGrady, quien matiza que la receta de la tarta no es invención suya.

Según explica, la forma de realizar la tarta que tanto le gusta a la monarca ha estado en la familia real británica durante más de 100 años y se remonta al reinado de la reina Victoria, es decir, la tatarabuela de la actual portadora de la corona.

"La tarta de chocolate de su cumpleaños es un pastel que la reina pide para ese día año tras año y es básicamente una genovesa (típico bizcocho hecho con harina, huevo, azúcar y mantequilla, pero no levadura química) con una ganache (nata caliente mezclada con chocolate que se suele usar en repostería como recubrimiento) tanto en la parte superior como dentro de la tarta. 

"Para nosotros es siempre la misma receta y, para ellos, siempre el mismo pastel", rememora McGrady que trabajó durante 15 años en las cocinas de Buckingham (de 1982 a 1997) sirviendo a la reina -que suele reservarse pequeñas porciones para seguir comiéndola los días siguientes-, a Felipe de Edimburgo, a la princesa Diana de Gales y a sus hijos, los príncipes Guillermo y Harry.

Otras costumbres gastronómicas de palacio

Aunque no es su favorita, el duque de Cambridge tuvo una tarta confeccionada de forma muy parecida a la de su abuela en su boda con Kate Middleton en 2011. Él y su hermano tenían otros gustos bastante diferentes, a juzgar por las palabras del exchef.

"A Guillermo y Harry, mientras cociné para ellos cuando eran pequeños, les encantaba la tarta de plátano y caramelo" y, añade McGrady, a Kate Middleton, de tan inglesa que es, "le gusta el Sticky toffee pudding (el pudín de caramelo pegajoso)", un típico postre de las islas que consiste en un bizcocho muuy húmedo recubierto de salsa de caramelo y que se sirve con crema o helado de vainilla. 

Hace unos meses el chef, que acabó marchándose hace más de 20 años a Estados Unidos con su esposa a impartir clases de cocina, ya concedió otra entrevista en la que reveló el amor que siente la reina por otro plato típico de la gastronomía británica: el fish & chips.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento