Iglesias evangélicas recurren al rock y al surf para encontrar nuevos fieles en EE UU

  • En Estados Unidos la religión es casi un negocio.
  • Las diferentes iglesias evangélicas buscan nuevas formas de reclutar a los más jóvenes, que son los que menos van a misa.
  • Se trata de ofrecer un producto que resulte atractivo a los creyentes.
Foto que ilustra la página web de una de las iglesias evangélicas de Santa Cruz (California).
Foto que ilustra la página web de una de las iglesias evangélicas de Santa Cruz (California).
AGENCIAS

En Estados Unidos la religión ocupa un lugar preferente en la vida diaria de muchos millones de personas pero no recibe ninguna ayuda económica por parte del Estado. Para eso están el capitalismo y el marketing. El poderoso movimiento evangélico estadounidense se configura en forma de feroz mercado en el que las empresas/iglesias se encuentran al acecho constante de nuevos clientes/creyentes.

Se trata de encontrar nuevos fieles, preferiblemente jóvenes entre 15 y 30 años, que son los que menos van a misa. Cualquier iniciativa es buena: la págima Soitu.es cuenta el caso de varias iglesias en la soleada California que apuestan por el rock y el surf para ganar nuevos adeptos.

Tal es el caso de Elevation, el servicio de la tarde de los domingos concebido por la Bible Church de de Santa Cruz (California), en el que un predicador amante de las motos ha decidido que meter cuatro Harleys en el templo junto a una banda de rock cantando a Dios durante los treinta minutos previos y posteriores al sermón.

El pastor rockabilly

Otra opción, un poco menos espectacular, es la que ha escogido la Twin Lakes Church: ofrece un servicio exclusivamente para jóvenes que apuesta por una mayor participación del público, ya sea ésta en el propio sermón o a través de su creatividad en forma de música o pintura.

Quizá el caso más llamativo sea el Vintage Faith , una comunidad dirigida por el pastor rockabilly Dan Kimball y que se ha convertido en un ejemplo para el resto del país. Kimball ha logrado atraer a los jóvenes, acogiendo incluso a quienes les gusta Jesucristo pero no la iglesia.

El conjunto de valores y creencias que Vintage Faith llegan a través de los personalísimos sermones de Kimball, la música rock alternativa que acompaña a la misa y la sustitución de la típica cruz por algo muy parecido a una tabla de surf (Estamos en California). Todo con tal de ganar clientes, perdón fieles.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento