«Casi 4.000 usuarios» son los afectados por la supresión de la ruta aérea de Clickair (fusionada con Vueling) entre Barcelona y Estambul (Turquía). Los que sacaron el billete para julio se les recoloca en otras aerolíneas. Los que lo adquirieron para agosto, septiembre y octubre se les ofrece devolver el dinero o un descuento de 50 euros para otra ciudad.

No volveremos a comprar un billete

Los usuarios, reunidos algunos en un foro en internet, se quejan: «La atención de su personal es penosa», «no volveremos a comprar un billete», entre otros lamentos. Por ejemplo, Estela Morón y tres amigas aseguran que han debido pagar
570 euros más entre todas para comprar los pasajes con otra empresa de capital español. La ruta se ha suspendido «por motivos operacionales», apuntaron ayer fuentes de Clickair, que no pudieron aportar más detalles.