Trichet
El presidente del Banco Central Europeo, Jean Claude Trichet (AGENCIAS). AGENCIAS

Jean Claude Trichet, presidente del Banco Central Europeo, sigue insistiendo en una de sus obsesiones profesionales: la inflación. El mandatario ha subrayado, por segunda vez en apenas unos días, que la máxima entidad económica comunitaria mantiene una vigilancia constante sobre la subida de los precios y que no dudará en intervenir para controlarla.

El anuncio de Trichet llega horas antes de la presentación del informe sobre la entidad correspondiente al año 2007, que será presentado esta mañana en Estrasburgo, al noreste de Francia.

Subir los tipos, la solución

En una comparecencia ante el Parlamento Europeo, Trichet reconoció que la tasa de inflación en el área se va a mantener por cierto tiempo por encima del objetivo del 2% y advirtió de que en los últimos meses se han intensificado los riesgos al alza.

Confió en que la última subida de los tipos de interés, adoptada la semana pasada, hasta el 4,25%, contribuya a progresar hacia la estabilidad de los precios a medio plazo, a pesar de lo que se ha criticado esta medida por la crisis, ya que hará más delicada la situación económica de las familias.