Luis Larrodera
Luis Larrodera, en el plató de 'Alta tensión'. J. IRUN / CUATRO

Luis Larrodera es el presentador de Alta tensión, el programa que cada tarde (18.25 h) ilumina los conocimientos de los concursantes en Cuatro. Saltó a la fama tras presentar la última edición del 1, 2, 3.

¿Cómo anda de la tensión?

Bien. Muy bien. Alguna otra cosa la tengo más "achuchada", pero la tensión anda bien.

¿Ha aprendido mucho con tanta pregunta?

Sí, claro. Por ejemplo, tanto escuchar eso de "es un tigre en la cama" como sinónimo de "potencia, duración y arte sexual", y luego resulta que el coito del tigre dura apenas unos segundos. O sea...¿YA?

Será un experto cambiando bombillas...

Soy un "hijo del taladro" y de las chapucillas de casa en general, así que cambiar bombillas podemos decir que no se me da mal.

Digamos que yo suelo hablar mucho en general..."

Es actor y presentador, ¿con qué faceta se queda?

Las dos, para mí, tienen sus atractivos; pero me gusta más el trabajo como actor. De hecho, con vuestro permiso, hago algo de publicidad: en septiembre se estrenará el corto Manual práctico del amigo imaginario, del genial director Ciro Altabás. Proximamente.

¿Habla mucho con los concursantes?

Digamos que yo suelo hablar mucho en general, así que con los concursantes no hago ninguna excepción.

¿Qué le cuentan? ¿Qué les dice usted?

Además de los saludos iniciales y las presentaciones, el tema más habitual al principio son los nervios. Después hablamos de todo: desde viajes, cine, televisión, de cocina... Hemos tenido buenas tertulias.

Chicho fue muy generoso conmigo y yo intenté aprender lo máximo a su lado"


El 1,2,3 es un concurso mítico... ¿Qué sintió cuando Chicho le propuso presentarlo?

Bufff...¡imagínate! Yo creo que cuando te toca un premio gordo en la lotería debes sentir algo parecido.

¿Cómo es trabajar con Chicho?

Un lujo. Para mí lo fue. El fue muy generoso conmigo y yo intenté aprender lo máximo a su lado. Chicho es un grande.

¿Qué le dijo que le impresionó tanto como para que le fichara?

Ni idea. Él siempre me dijo que fue una impresión global, no algo concreto. ¡Bendita impresión!

Sin embargo, el 1,2,3 no funcionó como en otras épocas, ¿porqué cree que fue?

Hombre, si somos exactos nuestra temporada del 1,2,3 -que fue la décima- funcionó mejor que la novena, así que algo mejoramos. Claro que si lo comparamos con las primeras etapas, entonces no funcionó igual. No sé si aporta mucho hablar de los porqués a estas alturas, pero hay que tener en cuenta que, en general, la forma de vida de nuestro país en 1975 no tiene mucho que ver con la actual, por ejemplo. Y en particular, la tele ha cambiado mucho desde entonces; tanto en la forma de hacerla como en los gustos de los espectadores. La imagen, el lenguaje, el ritmo... todo ha cambiado.

Ninguna cadena de televisión apostaría por hacer "telebasura" si no les diese audienci


¿Hay mucha 'telebasura' en la tele? ¿Qué le parece?

No sé si hay mucha o no. Si la hay es porque hay gente que la consume. Estoy convencido que ninguna cadena de televisión apostaría por hacer "telebasura" si no les diese audiencia. Aunque la eterna pregunta es: ¿a qué llamamos telebasura?.

Por contra, su programa ayuda a la difusión de la cultura...

Cuando un programa es "cultural", inmediatamente nos suena a "no divertido". Programas como el nuestro, o como "Saber y ganar", o "Cifras y letras", por ejemplo, demuestran que se puede ser cultural y divertido a la vez. No hay más pretensión que la de hacer un programa entretenido; si además se aprenden cosas, estupendo, ¿no?

¿Qué ve en la tele Luis Larrodera?


Ahora mismo soy fiel a Aída. No soy de ver muchos programas; soy más de ver series y películas en dvd. Me gusta verme un capítulo tras otro. Ahora estoy con la tercera temporada de House, y estoy revisionando la segunda de Frasier.

Si no hubiera trabajado en el mundo de la imagen, ¿qué le habría gustado ser?

Escritor. De hecho, en mis ratos libres me gustar escribir relatos, historias... Algunas las conservo; pero, de momento, se quedarán guardadas en mi cajón. Aunque nunca se sabe...

¿Qué retos o sueños le quedan por hacer?


Uff...bastantes! Pero ahora mismo tengo dos: uno es aprender a disfrutar a tope el presente; y otro es que..."hasta aquí puedo leer".

BIO

Este zaragozano de 34 años empezó en la radio antes de dar el paso a televisión. Sus aficiones son el cine, música, lectura y deporte. Es zaragocista desde siempre, y este año ha sufrido con su equipo y su descenso a 2ª división.