El Hospital de San Juan niega a una joven el informe para abortar

  • El servicio de psiquiatría no atiende el caso de una joven subsahariana.
  • La negativa se sustenta en que hace cuatro años ya abortó.
  • Creen que se prefiere derivar este tipo de casos a la sanidad privada.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ELCHE
Después de 23 años de la despenalización de la interrupción voluntaria del embarazo (IVE) los centros públicos siguen poniendo trabas a las mujeres en situación de riesgo. Esa es la conclusión que han obtenido
Gloria Marín y su joven acompañante después de la violenta situación que han vivido en el
Hospital de San Juan.

Gloria es una profesora retirada, licenciada en biología, que no tiene inconveniente en acompañar y hacer de traductora a las mujeres extranjeras que así lo necesiten. Estos dos últimos días ha vivido un largo periplo junto a una mujer subsahariana que comenzó en el Centro de Orientación Familiar de Elche y que por ahora se ha detenido en la consulta de la Dra. Mª Angustias Oliveras, jefa de psiquiatría del hospital alicantino.

Siguiendo el protocolo establecido, el centro ilicitano había comprobado el embarazo de la chica, al tiempo que evaluaba sus condiciones psicológicas y remitía el caso a la residencia sanitaria, centro encargado del informe psiquiátrico y de la intervención médica en caso de acogerse al tercer supuesto de la Ley del Aborto.

La Seguridad Social ya le ha subvencionado un aborto
Sin embargo los responsables del servicio se han
negado a realizar la evaluación psiquiátrica, independientemente de su resultado positivo o negativo. La doctora Oliveras, una reputada profesional con 40 años de carrera y una
prestigiosa consulta privada en Alicante, ha argumentado para ello que la mujer
ya había abortado en otra ocasión cuatro años atrás y que, por lo tanto,
“la Seguridad Social ya ha subvencionado un aborto”, considerando excesivo que ahora lo haga de nuevo.

Igualmente la profesional ha reprochado a la gestante que “no haya cumplido el pacto por el que comprometió a tomar anticonceptivos”, según ha detallado a 20 Minutos la acompañante, quien ha tratado de convencer, sin resultado alguno, de que al menos reflejara un diagnóstico negativo. Ante esta situación las dos mujeres no saben muy bien qué hacer, puesto que el tiempo pasa y seguramente les abocará a recurrir a la sanidad privada sin haber cubierto el trámite legal más claro.

Marín cree que la situación vivida en este caso es sintomática de la práctica general de la sanidad pública por la que muchos profesionales hacen derivar este tipo de casos a las clínicas privadas. Sin embargo lo normal es que se emita un informe negativo y no el impedimento directo a abordar el caso, una situación de desamparo que están pensando denunciar ante los tribunales y el Sindic de Greuges, al tiempo que se plantean tratar de recurrir a otros centros sanitarios mientras esperan la respuesta del Hospital Universitario de San Juan.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ELCHE

Comunidad Valenciana

Mostrar comentarios

Códigos Descuento