Michael Douglas se sincera sobre la adicción a las drogas de su hijo Cameron: "Pensé que le perdía"

  • "La vida se convirtió en una sucesión de diversas crisis", ha dicho el mítico actor.
  • "Odiaba que las drogas me destruyeran la vida, pero no era capaz de pararlo", ha enfatizado su hijo.
Michael Douglas y su hijo Cameron, en una imagen de 2002.
Michael Douglas y su hijo Cameron, en una imagen de 2002.
GTRES

Nadie puede negar que lo que ha conseguido Michael Douglas(dos Oscar, uno como actor y otro como productor) ha ido mucho más de su mítico apellido dentro de Hollywood. Pero esa presión por no ser el eslabón más débil, como llegaron a llamar a su hijo Cameron, pudo con él.

El célebre intérprete de Wall Street ha hablado ahora de lo que para él ha sido su gran tragedia, su mayor infierno. Y no, ni fueron sus infidelidades ni su adicción enfermiza al sexo, ni las depresiones o el trastorno bipolar de su mujer, Catherine Zeta-Jones ni el cáncer de garganta que superó.

Fueron las drogas. Concretamente, el actor de Instinto básico sufrió como nunca los casi ocho años que estuvo su hijo Cameron Douglas en prisión (hasta que salió en 2016 debido a su buen comportamiento) por posesión y tráfico de estupefacientes.

En una entrevista conjunta con la revista People, padre e hijo han reconocido que pasaron por momentos durísimos y se han abierto al explorar uno de esos terrenos farragosos del pasado que preferirían olvidar.

"La vida se convirtió en una sucesión de diversas crisis. Pensé que le perdía", ha afirmado el hijo de Kirk Douglas, mientras que el nieto del actor de Los vikingos o El loco del pelo rojo ha revelado que fue algo totalmente incontrolable.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Michael Douglas (@michaeldouglas.fan) el3 Jul, 2019 a las 3:50 PDT

"Odiaba que las drogas me destruyeran la vida, pero no era capaz de pararlo", ha dicho Cameron Douglas, primogénito de Michael, que no tiene reparos en asegurar que su etapa de encarcelamiento fue "el momento más oscuro" de sus 75 años.

Cameron, que a día de hoy ya tiene 40 años, ha revelado que empezó a beber y a fumar, sin embargo, cuando era apenas un adolescente, famoso por ser el hijo de una legendaria estirpe de actores y de Diandra Luker, exmodelo y actualmente productora.

"Cuando llegas tan lejos, solamente hay dos opciones: la prisión y la muerte", ha sentenciado Cameron, que durante su veintena era normal verle con una pistola, traficando con metaanfetaminas y consumiendo cocaína a diario.

Tanto su exesposa (se divorciaron, en una de las separaciones más costosas de Hollywood, en el 2000, tras 23 años juntos) como Michael Douglas intentaron ayudarle, pero "hubo espacios de tiempo en los que la esperanza disminuyó".

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de MichaelDouglasFanPage (@michaeldouglasfanpage) el18 May, 2019 a las 9:37 PDT

En 2009, Cameron Douglas fue arrestado y condenaod a cinco años de prisión, que se alargaron a más de siete por posesión de drogas dentro de la cárcel. Estas eran el ansiolítico Xanax, que necesita prescripción médica y que se las suministró Jennifer Ridha, una de sus abogadas, con quien tuvo una relación sentimental y que lo estaba tomando por aquel entonces.

Ahora -el próximo martes- va a publicar sus memorias, Long way home ("El largo camino a casa"), en el que expone su trayectoria de pesadilla hasta su actual posición, en la que asesora a personas que están en la misma situación que él estuvo.

Cameron, además, está intentando relanzar su carrera como actor, sabiendo como sabe lo que les gustan las historias de autosuperación y renacer personal a Hollywood, mientras también rehace su vida personal: ha encontrado el amor en Viviane Thiebes, una instructora de yoga con quien tuvo a Lua, su hija de dos años.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento