Las obras para reponer definitiva y completamente la intersección con la carretera NA-5110 continuaran a lo largo de las próximas semanas, siendo compatibles con la circulación por la carretera N-121, Pamplona-Tudela, ha informado el Ejecutivo en una nota.

El Centro de Conservación de Tafalla, adscrito al Servicio de Conservación, junto con la empresa Erri Berri, empresa adjudicataria de la conservación integral de la vía, han acelerado los trabajos durante todo el fin de semana aportando una solución en la plataforma de circulación que permite dar continuidad a la N-121 en su kilómetro 30, el punto más dañado por el temporal del pasado día 8.

Igualmente, se siguen realizando las obras de reparación de otras carreteras afectadas, incluyendo el acceso al Valle de Leoz, por el que ya se puede circular a través de un carril provisional habilitado desde el pasado viernes día 12.

LA SEMANA PRÓXIMA, EL PUENTE DE SANSOÁIN

Respecto al acceso a Sansoáin (Leoz), por la carretera NA- 5163, el Servicio de Conservación, ultima un paso provisional que estará operativo la semana próxima. Tras conversaciones con la Confederación Hidrográfica del Ebro, está realizando las obras de limpieza y preparación del cauce para instalar una serie de marcos prefabricados de hormigón que permitirán la construcción de un vado provisional, en tanto se realiza la construcción de un nuevo puente, puesto que el anterior quedó con su estructura totalmente dañada por la crecida del barranco.

Consulta aquí más noticias de Navarra.